La novela de Álvaro Morata con el Real Madrid terminó como todo el mundo se esperaba, el delantero dejó el equipo blanco y firmó contrato con el Chelsea. El ariete que ya había salido del cuadro blanco hacia la Juventus y retornado con la promesa de mayor protagonismo se topó con la realidad de un equipo tan funcional que solo le quedó la banca. Formado en la inferiores merengues, el ahora jugadr blue lleva el madridismo en el corazón por lo que este viernes se despidió de nuevo de la afición madrileña en una carta posteada en su cuenta Twitter.

“Hoy es un día especial, diferente. Son muchas las cosas que ahora me gustaría decir, son muchos los sentimientos, son muchos los recuerdos que ahora se agotan en mi cabeza. Hoy se acaba mi segunda etapa en el Real Madrid, hoy empieza un nuevo reto en mi carrera. Estoy seguro de que algunos no entenderán mi decisión, otros seguramente no la apoyarán. Pero al final es eso, mi decisión. Una decisión muy pensada y meditada”, asegura Morata.

“Me voy de mi casa porque así es como siento al Real Madrid. Me voy con la conciencia tranquila de quien se dejó la piel en cada entrenamiento, en cada minuto que he tenido la suerte de vestir esta camiseta. Con la tranquilidad de haber sido importante en un año increíble en el que hemos levantado cuatro títulos, un año que seguro que ni vosotros ni yo olvidaremos jamás”, añadió.

“Solo tengo palabras de agradecimiento para el Real Madrid. Soy el jugador que soy gracias a este club. Quiero aprovechar estas líneas de mi despedida como no puede ser de otra forma, para dar las gracias”, sentenció Morata que también agradeció al presidente del equipo.

Lee también   Tres minutotes de Corona en triunfo del Twente