No retendremos a Ronaldinho contra su voluntad: Allegri


El Milan no retendrá a Ronaldinho en contra de su voluntad, afirmó el técnico Massimiliano Allegri, cuando le consultaron sobre la posibilidad que el jugador quisiera dejar el club por estar siempre relegado en el banquillo.

“Considero que en el equipo deben estar los jugadores que quieren estar, porque si se queda en contra de su voluntad, ni yo ni el club queremos tenerlo”, expresó el entrenador en una conferencia de prensa, destacó AP.

Señaló que “los resultados se obtienen, además por las cualidades técnicas, también gracias a las grandes motivaciones que un jugador posee”.

El jugador brasileño ha estado los últimos seis encuentros en el banquillo, en algunos ha jugado, en otros no ha entrado a la cancha y en el anterior lo hizo cuando ya se habían cumplido los 90 minutos reglamentarios y alcanzó a jugar sólo los tiempos suplementarios.

Posteriormente Allegri aclaró que no había querido humillarlo al mandarlo a la cancha a jugar en el complemento del último partido del campeonato italiano.

Según medios italianos, Ronaldinho dejaría el Milan en enero para aceptar el ofrecimiento del Galaxy de Los Angeles de la MLS, por 40 millones de dólares por cuatro años.

El ex astro del Barcelona y campeón mundial con Brasil en 2002 cumple la tercera temporada con el Milan.

Sergio Sánchez ( Sergio )

Perfíl Futbolsapiens: Sergio Sánchez
Sígueme en:

Desde la web

  • QUIJOTE09

    Qué cínico es Allegri, con razón los mandones del Milan están tan contentos con él. Evidentemente no lo están reteniendo contra su voluntad sino que están haciendo todo lo posible porque les ruegue que lo dejen salir. Todo eso es una pena pues Dinho ya había demostrado durante toda la temporada pasada y el principio de esta que estaba comprometido con el equipo. Es cierto que el brasileño ya no es tan rápido, o que casi no recupera balones, pero es inteligente y muy hábil, hace cosas que nadie más puede hacer y siempre termina aportando algo al ataque rossonero. Además, hay otros jugadores que llevan años y años dando exhibiciones lamentables como Pirlo y Seedorf, pero que se mantienen en el equipo y de titulares, en prejuicio de otros en mejor forma como Flamini o mucho más jovenes y prometedores como Di Gennaro.

    Ahora sólo queda esperar y confiar en que Ibrah, Robinho y Pato, si las lesiones se lo permiten, mantengan al Milan en un nivel competitivo.El panorama no es esperanzador, el equipo se dirige irremediablemente a cometer los mismos errores de siempre: las jóvenes promesas se pasarán la vida en las tribunas o prestados a equipos desconocidos y los mismos veteranos de siempre se pasearán en el campo con toda la impasividad como les sea posible.