Tras la inesperada y abrupta salida de Gustavo Alfaro como director técnico de Arsenal, el día de ayer Martín El Loco Palermo debutó como técnico del Arsenal de Sarandí, y lo hizo de buena forma derrotando al cuadro de Lanús, dirigido por sus grandes amigos; los mellizos Barros Schelotto.

El equipo del ex DT de Godoy Cruz se impuso en su cancha por 3-1 ante Lanús, en el encuentro por la fecha número 15 del torneo Final

En la primera parte, el conjunto local tuvo mayor vocación ofensiva y así logró hilvanar las jugadas de mayor peligro. Milton Caraglio anotó a los 12’ y a los 67’, aumentó Diego Braghieri a los 39 y ya en tiempo de compensación, descontó Santiago Silva.

Al final del encuentro, Palermo comentó lo siguiente acerca de lo que sintió al enfrentar a sus amigos y ex-compañeros: A Gustavo lo saludé y Guille no sabía dónde estaba. Salió a lo último, nos pudimos saludar recién ahí. Voy 2-1 arriba de ellos en duelos entre nosotros. Estaban enojados. Si se les pasa un poquito me acercaré a saludarlos antes de que partan”.

Dejando de lado esto, el entrenador del Arse se refirió a lo que fue el desarrollo del duelo y se deshizo en elogios para con sus dirigidos:Estoy contentísimo por la entrega de los muchachos, orgulloso por cómo se manifestaron dentro de la cancha. Así da gusto trabajar, es nuestro comienzo. Uno ahora sabe con lo que cuenta y podemos seguir por el buen camino”.

“La clave fue la concentración, sabíamos que era un partido difícil y lo supimos controlar. Jugamos ante un gran rival y pudimos ser el equipo que nosotros queremos“, consideró Palermo. Mientras que agregó: “Esto es todo de los jugadores, no fue mucho lo que nosotros pudimos aportar en dos días”.

Lee también   Otro Gustavo al Atlas

Con el triunfo, Arsenal llega a 14 puntos en el certamen y sigue en el último lugar, puesto que comparte con All Boys, que tiene un partido menos.

Lanús dejó pasar una gran chance para acercarse a la zona alta de la tabla y se mantiene con 22 unidades.

Estar dirigiendo al Arsenal es la segunda experiencia de Palermo como DT, debutó con Godoy Cruz de Mendoza en el 2012, durando ahí alrededor de dos años.

Durante ese tiempo dirigió 44 partidos entre liga y copa, de los cuales ganó 14, empató 17 y perdió 13. Martín podrá trabajar lo que resta de este torneo y empezar desde los cimientos el siguiente en busca de hacer un torneo más decoroso para el cuadro de Sarandí.