ave_cesar

No existió final más soñada. Nunca se enfrentaron mejores equipos. Jamás un marco deportivo estuvo tan cerca de la perfección. Ninguna vez nos permitimos tanto lujo. El de mañana es el partido más ilusionante de la historia moderna.

Luego de vagar entre Broadway y Las Vegas, el señor espectáculo regresa a su lugar de origen: Roma. El Coliseo moderno es el Stadio Olímpico, el César en turno se llama Michel Platini, y los gladiadores más venerados ahora vienen de Portugal y Argentina. Sin embargo, la emoción que emerge del circo romano se mantiene intacta.

Hace 12 años que el equipo campeón de Europa no era tan bueno como para repetir en la final. Vertical por genética, nadie es capaz de cruzar los 110 metros del campo a la velocidad del Manchester United. Los Red Devils asesinan con sólo tres pases.

El retador prefiere chiquear al balón y pasearlo de un lado a otro mientras tortura al enemigo. La rapidez del FC Barcelona no es tan física como mental, y sus aspiraciones no se colman con proclamarse como el mejor del año. El triplete y más que nada, su delicioso estilo de juego lo postularían al equipo más grande de todos los tiempos.

Manchester cuenta con mejores artes defensivas, el Barça es superior al ataque. Los ingleses tienen numerosas identidades que despliegan según lo requieran las circunstancias del partido, además de grandes suplentes que garantizan el éxito del plan B; los catalanes, en cambio, morirán con sus 11 gladiadores titulares y su única forma de concebir el futbol.

La leyenda de Sir Alex contra la deidad Guardiola, Cristiano Vs Leo, pragmatismo cartesiano frente a realismo mágico… Podría seguir, seguir y seguir pero será mejor dejarlos ya porque parto hacia Roma sin acreditación ni entrada. La locura que voy a hacer es lo mínimo que esta Final merece.

Lee también   Héroes de Costa Rica
  • Barak:
    En serio si fuiste? Yo soy del Barça pero como pocos en México, si hubiera tenido dinero o tarjeta de crédito hubiese estado ahí. Pero deberías contar la historia si hiciste la locura o no.
    Saludos!

  • Barak Fever

    Claro que fui, DANIEL! Ya lo había hecho en París 2006, pero en esa ocasión tuve la fortuna de viajar con entrada en mano. El resumen de mi historia es que fui a jugar futbol el martes, tomé el avión esa tarde, aterricé el miércoles en Roma, me lancé al estadio, la reventa estaba imposible, aguardé hasta el último minuto y cuando ya estaba resignado a verlo en frente del estadio en una tele de 14 pulgadas hice un último esfuerzo y conseguí la entrada a 500 euros, que era todo lo que traía en la cartera (antes pedían mínimo mil). Claro que eso fue a las 8:48 PM y no entré al estadio hasta las 9, cuando ya había caído el gol de Etoo. De todos modos fui muy feliz. Pocas horas después ya estaba en el aeropuerto de Roma para volar a México. Llegué el jueves en la noche y me fui a jugar futbol.

  • Que bueno que conseguiste estar ahi!!!

  • Roberto Altieri Cuervo

    Esa es una historia de fanastismo cule, felicidades y que envidia. Ahora si no es mucha molestia podrias contar la de saint denis??? jajaja

    • Barak Fever

      Esa es mucho más sencilla, ROBERTO.

      Tengo por costumbre responder a todo aquel que se toma la molestia de escribirme unas líneas. Y resulta que por esos tiempos escribía en la página de Internet de TV Azteca. Un lector de Riviera Maya era asiduo en sus comentarios y yo en mis respuestas. Un día, me presumió que en uefa.com había aplicado por entradas para la final de la Champions en París, y entonces yo me burlé porque apenas estábamos en ronda de octavos… y la Gran Final podía ser un espantoso Lyon-Villarreal, por ejemplo. Pues más bien fue Arsenal-Barcelona y justo esa semana del 17 de mayo de 2006 Augusto (así se llama el amigo de Quintana Roo) tenía que recibir la visita de su socio norteamericano. De modo que me vendió el boleto exactamente al precio que le salió, y me lo envió por DHL. A regañadientes, José Ramón me dio chance de irme el martes 16 y volver el jueves 18. Llegando a Saint Denis, descubrí que el boleto era de primera fila, a la altura del área chica. Lo malo es que estaba rodeado de aficionados Gunners… pero quejarme sería de cárcel!

  • Roberto Altieri Cuervo

    Nombre que buen boleto consiguio Augusto jaja. Gracias por contestar todo lo que se nos ocurre poner barak, así nos sentimos escuchados y leidos. viva el blog!

  • No pues sí! Ni cómo ponerte tus moños!!! jeje!
    No me imagino lo que fue aquéllo!!!
    Que buenas historias! 😉