Sascha Molders, del Augsburgo, no se quería levantar por la vergüenza que le dio haber fallado un gol más que cantado. Lo bueno es que su equipo derrotó al Stuttgart 2-1, si no lo hubiera lamentado más.

Lee también   A Sambueza le tiraron un botellazo contra Monarcas Morelia
  • ray

    si eso hubiera pasado con esqueda y sebastian fernandez en aquel olvidable juego contra haiti se la hubieran pasado tirados en el suelo todo el partido

  • Daniel

    Que me coma la tierra ..!♪♪♪♪♫♫♫♫

  • Antonio

    Por cierto el primer tiro que parada del portero…