El balón es lo de menos

*Así lo publiqué en ELBUENFÚTBOL* y considero pertinente hacerlo también en este espacio.

Sucedió en Torreón. Pero pudo haber sido en cualquier otro estadio. Y sucede en muchos sitios, a toda hora. No es asunto único del futbol.

Tristemente hoy nuestro país vive en una atmósfera de plomo. Las balas no son exclusivas de una sola región; deambulan en toda la República Mexicana. Sí, las imágenes y sonidos de lo acontecido en la cancha de Santos nos han impactado de sobremanera. Y qué bueno que así sea. No podemos permitirnos ver como algo normal que la violencia sea la encargada de sepultarnos. No debemos acostumbrarnos a un clima macabro y sentir indiferencia ante lo que acontece día a día con ejecuciones y secuestros.

En esta ocasión tocó la fibra sensible del futbol, deporte-espectáculo del cual somos devotos millones de mexicanos. Nos apasiona y nos enajena este deporte, sin embargo también nos ciega. El sábado pasado nos quitaron la venda a muchos y florecieron esas emociones cargadas de ira, rabia, indignación y vergüenza. Más que como aficionados o medios somos ciudadanos, seres humanos que vemos con total repudio que nuestra nación esté sometida a la fuerza del crimen organizado, así como a la soberbia de un gobierno empeñado en continuar con una guerra estúpida.

Hay una delgada línea que ojalá nos atrevamos a cruzar. Ya han sido muchos años de callar y borrar los sucesos. Esperemos que esto nos sirva como una lección para ya no ignorar a los demás y tomar conciencia sobre la realidad que nos aqueja a todos.

Muchos periodistas deportivos y algunos aficionados dicen que es lamentable que esto haya sucedido en un estadio de futbol. No señores, expandan bien la vista. Es lamentable que ocurra en cualquier lugar, a cualquier hora. Utilizar un micrófono, una pluma o cualquier otro resquicio para defender al futbol y el negocio que implica no debe ser el debate. No. De hecho el tema no tendría que ser debatible y sí juzgable y ampliamente criticable. No se trata de hablar por la seguridad de un balón, sino por la salvaguarda de millones de vidas que a diario vivimos al amparo del miedo.

Es más, el tema del futbol en estos instantes pasa a segundo término.

www.elbuenfutbol.com

Elías Leonardo ( Elías )

Perfíl Futbolsapiens: Elías Leonardo
Sígueme en:

Desde la web

  • netocitadino

    Efectivamente, es lamentable que pase en cualquier lugar y momento

  • Issac MM

    muy triste, y en lo personal lo siento mucho por la gente del norte que es a toda ley

  • Chasgard

    Elias que bueno que lo publicas tal cual lo piensas.

    Estoy de acuerdo con casi todo, solamente no estoy de acuerdo con el tema del gobierno y la guerra, las personas que alimentan la guerra son los dependientes, los consumidores, distribuidores de drogas, mientras ellos existan y esta sea una actividad ilicita, habrá guerra, es la historia de nuestra sociedad, no es un tema en manos nada mas de los gobiernos federal, estatales y municipales, es un tema de toda la sociedad y es lo que a veces no entendemos, papa gobierno no va a solucionar todo y no tiene un botón que dice “Acabar con el Narco”, para eso somos una sociedad y mientras no dejemos de alimentar a las mafias con mordidas, pirateria, drogas,prostitución, comprando productos robados, etc.. estas continuarán defendiendo su negocio.
    Me cae muy mal Calderón por cierto y de ninguna manera lo defiendo ni lo justifico, pero considero que es chamba de todos dejar de darle dinero a las mafias y seguir alimentandolos para que puedan dar guerra.

    Tu avatar es x Brando o x Corleone??

    • En respuesta a Chasgard: Chasgard, cierto es que consumidores y vendedores son causa. Pero cierto también es que el gobierno federal apostó por una medida radical que no ha dado resultados, cuando bien pudo implementar políticas públicas que atacaran el problema de fondo. Ahora, coincido contigo en algo: dejemos de ver al gobierno con tinte paternalista. Un abrazo.

      El avatar es por Brando.

  • ¿ Y qué propones que se haga para terminar con el Narco y con la violencia ?

    • En respuesta a Gustavo Huidobro: Gustavo, un paso sería enfocarnos en exigir educación y empleos. Por otro lado replantear la estrategia del combate al crimen y en lugar de enfocarte a las armas, que nomás no resulta y sí empeora, atacar al consumo, a las adicciones, con auténticas políticas públicas que actualmente no existen. Aunque lo primordial sería comenzar desde nosotros mismos al tomar conciencia de lo que pasa y evitar agredirnos en las calles, denunciar. El tema es muy complejo y podríamos extendernos. Sin embargo, bienvenidas sean tus opiniones . Un abrazo

  • Carlos G.F.S.

    Elias, que gusto que seas objetivo porque hay mucho periodista amarillista y tu lo escribes tal cual, estoy de acuerdo contigo y claro que esto no es exclusivo del futbol solo que lo que paso el sabado se transmitio a nivel nacional, tv azteca corto la transmision pero ESPN se paso como dos horas con lo mismo, por eso se ha generado todo este revuelo, afortunadamente el estadio no estuvo lleno y la gente supo comportarse, pero no se trata de que vivamos huyendo de cualquier acto violento, se trata de dar soluciones y creo que lo que podemos hacer es empezar por nosotros no siendo corruptos, respetando hasta un semaforo en rojo y conducirnos por las reglas de conducta que nos rigen como sociedad, es una buena manera de empezar a hacer algo…

    • En respuesta a Carlos G.F.S.: Carlos, no sé si sea objetivo, pero sí parcial ante un problema que nos atañe a todos. Tan nos aqueja que no es exclusivo del futbol, como tampoco del gobierno; somos una sociedad. Como tal, y como mencionas, despertemos, propongamos, actuemos, desde nuestro entorno más cercano. Un abrazo

  • juan carlos

    Muy buena columna Elías¡¡¡

    Hasta que leo a alguien con cordura y sentido común con respecto a este tema¡¡¡¡

    Por supuesto que afecta al espectaculo pero es algo con lo que nos estamos acostumbrando a vivir y eso es lo realmente lamentable¡¡¡ efectivamente el balón es lo de menos¡¡¡ no puedo creer que haya algunos comentaristas que se atrevan a dudar siquiera que el juego debió suspenderse, o a otros diciendo que los jugadores y la gente en la cancha no debieron correr y guardar la calma, caramba, somos humanos y la primera reacción, por instinto, es correr para resguardar la vida¡¡¡ además del terror que se siente estar en medio de eso.

    Ojalá hubiera en el medio deportivo más gente que se atreviera a ver más allá de sus narices y darse cuenta de que la vida no gira al rededor de un balón o un estadio sino que forma parte de una sociedad y que a veces por increible que parezca efectivamente el balón es lo de menos¡¡¡¡

    Saludos¡¡¡¡

    • En respuesta a juan carlos: Juan Carlos, existen intereses. Esos intereses orillan al periodista o comunicador a defender la bandera de su chamba o empresa. No los culpo ni los juzgo, cada quien. Pero habemos otros que elegimos el camino más difícil al ponderar el oficio en lugar del show. Tuvo que llegar el suceso de Torreón para que la prensa deportiva y miembros del futbol reaccionaran y se expresaran ante un problema que parecía estar ajeno a ellos; pequeño gran detalle que te indica que no vamos en el mismo rumbo. Un abrazo

  • Regina

    Es claro que la violencia ya no respeta horarios, lugares, espectáculos ni nada… destacable la forma en la cual reaccionó la gente, es un orgullo también como mexicana poder ver la forma en como de cierta manera se trató de mantener la calma a pesar de lo que estaba pasando, no ocurrió ninguna desgracia mayor… bien lo dices Elías, el espectáculo del futbol pasa a segundo término cuando la parte más importante de él está en peligro, y esa parte son todas las personas que lo hacen posible, aficionados, deportistas, árbitros, personal, en fin… qué más tiene que pasar para que nos demos cuenta que esta ola se está expandiendo más y más y falta poco para que estemos todos bajo su sombra??

    • En respuesta a Regina: Regina, un buen aporte sería no ver como algo normal la violencia que se registra día con día. Creo que somos más los buenos, pero ante el ritmo de vida que lleva este país y el miedo que se ha derivado de la violencia tendemos a defender lo nuestro y ya, hecho que conlleva al valemadrismo y a la indiferencia. Un abrazo

  • marco antonio

    Lamentable la situación de este país, el no poder salir a la calle tranquilo, porque en cualquier momento puedes convertirte en un “daño colateral”, zonas de guerra en todos lados, el gobierno actua, es cierto, pero ¿a qué precio?, ni nos sentimos más seguros, el turismo cae, la imagen del país empeora, etc.

  • daniel M.