SPK 0-3 MAR | Exhibición francesa en Moscú

Con goles de la “nueva sangre gala”, el Olympique de Marsella califica a octavos de final de la Champions League, gana un gran partido con la intensidad característica de este torneo, en el que se vengó de la derrota como local ante el Spartak de Moscú.

Mathieu Valbuena y Loïc Rémy, jugadores clave en la selección francesa de Laurent Blanc, fueron los mejores en la cancha y se dieron el lujo de marcar los dos primeros goles de su equipo para asegurar la calificación.

Ambos equipos se jugaban el futuro en el torneo, por lo que arrancaron con la intensidad que se necesita para ser uno de los mejores 16 equipos de Europa.

  • 0Spartak Moscú
  • 3Olympique M
Spartak Moscú: Dykan; Suchy, Pareja, Stranzi, Makeyev; Ibson (Ananidze 76’), Sheshukov (Drincic 75’), Welliton, McGeady; Ari, Kombarov


Olympique M: Mandanda; M’Bia, Diawara, Heinze, Azpilicueta; Cisse, Ayew, Lucho González (Abriel 76’), Valbuena (Cheyrou 69’); Brandao, Remy (Kaboré 82’)
Goles: 0-1 Valbuena (18’), 0-2 Remy (54’), 0-3 (Brandao (68’)
Árbitro: Wolfgang Stark. Expulsó a Welliton del Spartak Moscú a los 64’.
Incidencias: Partido correspondiente a la quinta ronda de la UEFA Champions League, disputado en el estadio Luzhniki de Moscú.

El irlandés McGeady del Spartak, inalcanzable para Heinze en cada desborde, destacó por el lado del equipo de Moscú, tiró una gran cantidad de centros al área rival que el portero Mandanda y el defensa camerunés M’Bia anticiparon.

En un partido con tal intensidad y “juego ofensivo” se tenían que observar goles de calidad, por lo que Le Petit Mathieu Valbuena, marcó el gol visitante a través de una media vuelta para aplaudir. 0-1 y le faltaba un gol al Olympique para meterse a octavos.

En el segundo tiempo, Valbuena continuó con su velocidad y buen toque de primera intención, Lucho (que ya está dando el viejazo) intentando filtrar y el portero Mandanda anticipando los centros del Spartak.

Rémy, otro jugador de la nueva sangre gala, hizo una pifia-sombrerito a un defensa y a bote pronto definió el segundo gol que calificaba al equipo francés a octavos de final.

Y el tercer gol llegó después de una expulsión a Welliton del Spartak, el brasileño Brandao disparó fuera del área para callar a la afición rusa que estuvo a la altura del partido, intensa y alentando en todo momento. Después del 0-3, Spartak desapareció y sólo intentó no recibir más goles.

Didier Deschamps, técnico del Olympique, sustituyó casi al final a Rémy y Valbuena, este último festejó efusivamente demostrando que habían ganado el partido más importante del año para su club.

Con la victoria, Olympique recibirá ya calificado, al campeón inglés Chelsea en la última fecha de la fase de grupos.

(Por Rubén Sánchez)

Redacción ( Redacción )

Perfíl Futbolsapiens: Redacción
Sígueme en:

Desde la web