EST 2-1 ATS | El rédito, en la porcentual

Estudiantes 2-1 Atlas

FOTO: Mexsport


La programación (únicamente satelital, por cierto) anunciaba Estudiantes-Atlas a las 20:00 horas. El aficionado neutral, sin equipo involucrado, seguramente se apoyaría en la tabla para husmear el partido, aunque sea a ratos, por la televisión.

Ahí ya estaba el primer problema, porque los puntos de ambos (9 y 8) apenas invitaban a verlo. Sin embargo, y lo saben los futboleros, cuando chocan dos equipos vecinos, algún plus sale por ahí…

  • 2Estudiantes
  • 1Atlas
Estudiantes: Martínez; Quintero (Sambueza 53′), Cabaral, Jiménez, Partida; Medina, Morales (Ramírez 82′), Zamogilny, Rangerl;Cejas, Guarch (Ochoa 77′). DT Eduardo Acevedo


Atlas: Hernández; Jiménez, Fuentes, Vidrio, Flores; Pacheco (Ortega 46′), Vera, Torres, Espinoza; Moreno (Achucarro 72′), Flavio Santos (Osorno 82′). DT José Luis Mata
Goles: 1-0 Espinoza (18′), 1-1 Pacheco (24′), 2-1 Ochoa (80′)
Árbitro: Armando Archundia. Expulsó al 92′ a Enrique Vera, tras doble amarilla.
Incidencias: Partido inaugural de la jornada 12. El 3 de Marzo lució lleno.

Y salió. De entrada, ver repleto el 3 de Marzo ya sugería alguna irregularidad. Si una vez más volteábamos a los puntos, esa irregularidad se confundía con disparate. Pero la fidelidad no entiende de prudencias, y qué se le puede reclamar a los devotos que se acercaron al estadio.

Movieron el balón y no desagradó. La cancha se veía grande por lo bien aprovechada que estaba. Las bandas se usaban hasta el último metro, la media cancha no fue una frontera, sino una zona de unión entre creación y definición. Muchas llegadas tampoco había, no exageremos, pero el partido estaba abierto, como aguantando hasta que alguien lucrara con la pelota y le diera forma de peligro.

Ramón Morales bien, Elgabry lo mismo. Por los blancos Pacheco y Torres equilibraban el pleito. Guarch y Moreno, los delanteros, más bien aislados, mantenían ocupados a los defensas.

Los dos primeros goles, ventaja local y empate atlista, sin embargo, llegaron gracias a dos no tan activos, Rafa Medina y Flavio Santos, quienes pusieron un marcador justo y grato para un partido que a los 45′, ya había dado más de lo que muchos suponían.

El segundo silbatazo inicial presentó versiones tanto más moderadas de cada cuadro, siempre con Estudiantes un paso adelante en cuanto a protagonismo.

Pero el reloj poco a poco fue devastando a Atlas. El físico ya no le dio para competir hacia el final, y fue cuando los de Acevedo apuraron el juego. Centros, desbordes y combinaciones predecían lo que resultó, Sammy Ochoa, el gringo, puso el 2-1 de cabeza luego de un centro de Mauro Cejas.

El ocaso también ofreció momentos, tal vez ese plus del que hablábamos al principio. Archundia marcó falta ofensiva atlista en un córner que terminó en el travesaño de Martínez, ya con la Tabla Hernández probándose como delantero. La misma jugada, segundos después, ante la impotencia visitante, provocó que Enrique Vera golpeara (¿accidentalmente?) a Archundia con el balón. Segunda amarilla y roja para el paraguayo.

Luego de eso, sólo hubo espacio para el pitido final, que dejó a Estudiantes con 12 puntos, aún en el sótano del grupo 1, pero a 8 del mismo Atlas en la porcentual, que en idioma de descenso, se traduce como mayor tranquilidad.

Jairo Martínez ( Jairo )

Perfíl Futbolsapiens: Jairo Martínez
Sígueme en:

Desde la web

  • Pipo

    Ahora si mi pinche Atlas no jugo a nadaaaaaaa… que impotencia!

  • Jairo Martínez

    Se desfondó ¿no?

  • PARA ESTUDIANTE ASIDO UN GRAN TRIUNFO PARA ESTAR UN POCO MAS TRANKILO PERO EL ATLAS ESTA METIDO EN GRABES PROBLEMAS DESCENSO ESTUDIANTE FUE JUSTO GANADOR

  • Usain

    Te faltó poner en el cuadro que Ramón Morales salió de cambio por Ramírez.

    Para mí más que tres puntos o estar más cómodo en la porcentual, fue el hecho de a quién se le ganó, no diré que es un clásico pero como tú escribiste, cuando chocan dos equipos vecinos, algún plus sale por ahí.

    Fui al Jalisco el sábado pasado, por causas ajenas a mi voluntad, yo ni quería ir, al medio tiempo dicen los marcadores, y se dijo el marcador que ya había visto unos minutos antes. Primero el empate de Chivas que despertó abucheos en la afición solo con escuchar el nombre de su odiado rival, pero los abucheos se transformaron en burlas con el Tigres 5-0 Estudiantes. Lo primero que hice fue recordar la secundaria, donde en el salón había una mayoría de atlistas. Era la época en que Guardado jugaba en Atlas, y Tecos de la U.A.G. se llevaban cada goleada. El lunes era lo peor, gente que ni sabía de futbol, se iban contra el único de la clase que apoyaba a los zapopanos (yo), el único de la clase y por lo que sabía, el único de la escuela, primaria y secundaria dos secciones cada grado, y de 25 a 40 alumnos por salón.

    Yo puedo admitir cosas pero que el Atlas, el ATLAS, se burle de mí y de “mi” equipo, no puedo.

    Ya en el estadio con toda la semana pensando en ese momento, en ganarle al super Atlas de 8 puntos y 59 años y contando sin ser campeón, me hizo incluso olvidar un 5-0 que se quedó corto por muchísimo. El 3 de Marzo llenó, de atlistas, todavía más mis ganas de ver a esos miles de rojinegros ver a su equipo perder, peor aún para mí, muy cerca de la barra del Atlas, es más hubiera estado ahí pero por la suerte de llegar tarde se llenó esa zona y nos dieron chance de entrar a otra parte.

    En la tribuna Atlas ganó por goleada, peor que la que se dió en el Universitario la jornada pásada, pero con el primer gol uno que otro diferente por ahí, sale de su escondite para gritarlo. Pero yo sabía que era sumamente temprano como para estar tranquilo, eso lo aprendí en la era Herrera, y el tiempo me dió la razón. No pude disfrutar nada, en el descanso, con las chicas Sol, o con su show, que de por si, no me gustan esos concursos, no pude ni esbazar una sonrisa, pues ya esperaba con ansias la segunda mitad, y por supuesto otro gol.

    Entraba el delantero Carlos Ochoa, y por contradictorio que parezca, era el típico cambio de ya me conforme con el empate. Tres minutos después me cayó la boca, y la de muchos en el estadio. No se si Archundia marcó bien ese fuera de lugar y la que pegó en el estadio,pero donde yo estaba, quedaba muy lejos de esa porteria, llegé tarde a mi casa y no vi los resumen ni el análisis arbitral de Ramos Rizo, no encuentro videos de las jugadas en ningún lado y por lo que dicen en todas las páginas se equivocó en la expulsión, cosa que no va al maracador, fue al minuto 92, y si no hizo nada en los 92 minutos anteriores (ni en el resto del torneo), no lo iba a hacer en el tiempo que quedaba.

    Los américanistas dicen que el irle al América es difícil, y de valientes, porque al irle das por un hecho de que te van a odiar, y sí, son odiados, y me incluyó, lo hago desde el 2005, ustedes sabrán porque, todavía espero la venganza, poro son odiados en conjunto, estarás con alguien que esté contigo y compartas esa afición. Irle a Tecos o ahora Estudiantes es tener en cuenta que habrá indiferncia, muchas veces dejándolo en el olvido, te harán menos, y bastantes burlas. Lo peor de todo es que estarás solo, sin alguien que comprenda ese sentir, con todos esos montoneros que llevan todas las de ganar, gane o pierda su equipo.No se como sea la afición en otros paises, pero me imagino que debe ser algo así como la del Getafe.

    El partido quedo 2-1, pero el Atlas obviamente sigue siendo grande, con su gran afición (nunca llenan el estadio), y con su excelente cantera (la de Chivas está mejor).