Un gol de Marnik al 89′ evitó el festejo de Bayer Leverkusen, que se tuvo que conformar con el 2-2 ante Stuttgart.

La visita se llevó un merecido empate de la BayArena, el cual le permite sumar aunque sea un punto para mantenerse a cierta distancia de los puestos de descenso.

Kießling abrió el marcador para los locales al 11′. Remató un centro que venía desde la derecha.

Poco después, al 23′, Schieber empató el partido en un cobro de falta con jugada preparada. Fue un zurdazo potente que venció al arquero Leno.

En el segundo tiempo, Rolfes adelantó a Bayer de penal, por cierto, inexistente.

Labbadia realizó cambios ofensivos y le resultaron. El austriaco Harnik, que ingresó al 76′, fue el encargado de igualar los números en el minuto 89. Aprovechó una confusión rival en el área y terminó por empujar el balón a la red.

Francisco Javier Rodríguez se quedó en la banca.

Lee también   Villas-Boas admite fichaje de Bale por Real Madrid "muy pronto"