Vaya día negro para los entrenadores en México. Por la mañana el verdugo hizo rodar la cabeza de Hugo Sánchez en Pachuca y eso no sería todo. Por la tarde-noche, San Luis y Santos Laguna nos tendrían preparado sendas sorpresas también.

Sin pasar siquiera una semana desde que López Chargoy compró al club San Luis, ya comenzó a barrer el cuerpo técnico del equipo y la primera cabeza en rodar fue la más grande. Esta tarde el club San Luis anuncío que Álex Aguinaga no seguía más como entrenador cuando hace algunos días habían asegurado que pasara lo que pasara, el ecuatoriano iba a seguir al menos por seis meses más. Por otro lado, Enrique Borja si permanecerá en el equipo y la próxima semana comenzarán a planear el nuevo torneo y comenzarán a ver los nuevos refuerzos.

Más al norte del país, los Guerreros también daban la misma noticia pero con Benjamín Galindo. En un comunicado de prensa, el club santista anunció que después de analizar el desempeño de Galindo en el Apertura 2012 y su plan de trabajo a corto y mediano plazo, han decidido terminar la relación laboral con el entrenador que los llevó al campeonato apenas seis meses atrás.

De esta manera, el Buen Fin se adelanta unos días en el fútbol mexicano y se lleva a tres entrenadores por uno.

Lee también   El Betis de Guardado y Lainez vuelve a quedar en deuda