Betis de Guardado logra épica remontada contra el Celtic

Foto: @RealBetis

El Betis inició su camino en la fase de grupos de la Liga de Europa con una sufrida victoria (4-3) ante el Celtic de Glasgow, en un partido en el que tuvo que remontar un 0-2 que los visitantes lograron en la primera media hora y aguantar los últimos minutos tras recortar los escoceses con un tercer tanto que les fue insuficiente.

El Celtic sorprendió al Betis al inicio, pero con un buen arreón antes del descanso empató el partido y en otro de los andaluces en el inicio de la segunda parte puso un 4-2 que ya fue mucho para una reacción rival en busca de, al menos, llevarse un punto.

El Celtic saltó con bríos al Villamarín, con ganas sorprender a un Betis que perdió con facilidad el balón y que propició las rápidas salidas del rival, con lo que, después de un par de avisos, llegó el 0-1 a los doce minutos, no antes de unos momentos de incertidumbre por la consulta al VAR.

El Betis buscó la reacción y el mexicano Andrés Guardado estuvo cerca del empate pocos minutos después, pero el meta inglés Joe Hart respondió bien al cabezazo del bético y también a un fuerte remate del francés Nabil Fekir.

El defensa croata Josip Juranovic transformó el castigo y puso el 0-2 poco antes de que se cumpliera la primera media hora, lo que empezaba a poner las cosas complicadas a la formación sevillana porque, además del resultado, las sensaciones eran de que su rival había encontrado mejores soluciones.

Lee también   Los mexicanos que esperan brillar en la Europa League

Tal fue este cambio del curso del partido que a los cinco minutos de la reanudación un centro desde el lateral izquierdo de Sergio Canales lo mandó Borja Iglesias al fondo de la red en el primer palo y, como en la primera mitad, muy poco después fue Juami el que puso tierra de por medio con su segundo tanto.

El Celtic, que a la media hora de juego ganaba por 0-2, pero a los ocho minutos de la segunda parte perdía 4-2, aunque el lógico cambio de intensidad de los béticos le dio algunas opciones a los de Glasgow para acortar distancias, como en un gol anulado por fuera de juego de Ajeti o un remate al poste del australiano Tom Rogic.

Fue poco para inquietar el resultado a favor del Betis, que agotó todos sus cambios y empezó a pensar en la cita del próximo domingo en este escenario ante el Espanyol y hacerlo con sus tres primeros puntos en esta fase de grupos de la Liga Europa, aunque un tanto de Anthony Ralston en el minuto 86 no dejó respirar tranquilos a los de Pellegrini.