Renato Ibarra parecía haber superado todos los inconvenientes al salir de prisión por las acusaciones de violencia, pero ahora tiene unos nuevos por el América.

Y es que el cuadro de Coapa y el jugador se reunieron luego de varios días para conversar acerca de su futuro, que parecería no estar en el club debido a que desean venderlo y llegar a un acuerdo positivo para ambas partes.

Cabe recordar que la semana pasada el América emitió un comunicado en el que expresaba la separación definitiva del atacante del equipo, pero no fue sino hasta hoy en que se lo comunicaron de manera directa.

Este martes en un hotel de la Ciudad de México la directiva le confirmó a Ibarra que lo venderán en verano, pues no entra en los planes para el futuro.

El América le tendría precio a su carta y sería de cinco millones de dólares y equipos como el Barcelona de Guayaquil y el Emelec, ambos de Ecuador, estarían interesados en comprarlo, pero el valor podría ser un impedimento, al igual que su presentación durante un tiempo al Reclusorio Oriente para firmar sus papeles.

Ibarra estuvo con las Águilas durante cuatro años, pues desde el 2016 arribó al nido, proveniente del Vitesse, y disputó 138 partidos en los que anotó 14 goles.

Lee también   Rayados venció 2-0 a los Pumas