La fiscalía española reabrió, hace un par de días, el caso sobre el amaño de partidos por parte del exseleccionador mexicano, Javier Aguirre y el Real Zaragoza. Fuentes aseguran que podrían sentenciarlo hasta por dos años de cárcel en caso de ser declarado culpable por arreglar partidos.

Aguirre fue el técnico del Zaragoza desde el 18 de noviembre de 2010 hasta el 30 de diciembre del año 2011, cuando el club y él decidieron rescindir del contrato que los unía a causa de los malos resultados que había cosechado el equipo, ligando hasta nueve partidos sin ganar y estar en el último puesto de la clasificación. El caso fue denunciado inicialmente por Javier Tebas, actual presidente de la Liga de Fútbol Profesional, y por César Lendoiro.

Según informan algunos medios españoles, la jueza Isabel Rodríguez decidió reabrir el caso argumentando que, en su momento, no se realizaron las investigaciones correspondientes. Sin embargo, el vasco no es el único implicado ya que también se mencionaron otros involucrados, como lo es Gabi, del Atlético de Madrid o Ander Herrera, quien actualmente milita en el Manchester United por el mismo caso de amañar partidos.

 

 

Lee también   Denuncian amaño en España