El delantero ecuatoriano Christian Benítez negó ser un jugador indisciplinado, luego de disparar un penal que en teoría no debía cobrar, y aclaró que todo fue un mal entendido…

«No fue indisciplina ni nada, de haber estado el pateador (oficial) nadie debía acercarse ni había por qué molestarse. No sabía nada, la verdad todo fue un malentendido, (Daniel Montenegro) Rolfi no estaba en la cancha, no había nadie más y dije: ‘No está él, lo cobro yo'».

Aclaró que «Miguel (Herrera) desde la banca dice que (Rubens) Sambueza, pero yo me sentía con confianza, Aquivaldo (Mosquera) va allá y me dice que él lo quiere cobrar, Sambueza me insistía que decía Miguel que él debía cobrarlo, yo dije: ‘No, tranquilo, lo cobro yo’. Obvio ese fue el mal entendido, pero todo se malinterpreta más allá de donde es», justificó.

Asimismo, descartó que su deseo por tirar el penal haya sido por «soberbia (porque) si hubiera estado el Rolfi yo me tenía que salir, y sabía quién era el que debía cobrar.

«Estoy tranquilo, soy el jugador que terminando el juego, lo haya hecho bien o mal, voy a mi casa, a convivir y a olvidar todo. Esto es de seguir adelante, en el momento da tristeza cuando fallé el penal, y más porque se perdió. En el camerino me senté y en mí daban muchas vueltas, pero decía ya pasó, la cagué y ya», comentó.

Finalmente, aceptó que en su mente, por el momento, no está más tomar un esférico y ser responsable de ejecutar este tipo de faltas, algo que sólo hará cuando el partido ya esté completamente definido a favor de su equipo.

Lee también   Le detectaron un tumor tras arrojar positivo en prueba antidopaje

«La verdad que hay veces que sí me he traumado, pero tranquilo, ya habrá el momento. No es el momento para cobrarlos, quién quita que haya un 3-0 o 4-0 y haya la oportunidad de cobrar y lo haga, pero si es 1-1 o 1-0, quizá no sea el momento para hacerlo», concluyó.