Pese a conseguir la victoria 2-1 de este sábado contra Corea del Sur, la Selección Mexicana todavía no tiene su pase asegurado a los Octavos de Final de la Copa del Mundo Rusia 2018.

El conjunto dirigido por Juan Carlos Osorio disputó hoy su segundo partido en la Copa del Mundo de Rusia 2018, y nuevamente sumó tres puntos luego de vencer a la selección de Corea del Sur con los goles de Carlos Vela y Javier “Chicharito” Hernández.

De esta manera, la Selección Mexicana obtuvo su segundo triunfo del torneo después de la victoria contra Alemania el domingo pasado y de esta forma alcanzó los seis puntos en el Mundial Rusia 2018.

Así, la Selección Mexicana sigue como líder del grupo F tras la actividad de la segunda jornada. Por el momento, la Selección Mexicana tiene las posibilidades para avanzar a la próxima ronda y hacerlo como primero de la zona.

Para que el combinado azteca confirme su participación en los Octavos de Final, le basta un empate en el último partido ante la selección de Suecia.

Ganar o empatar con Suecia

La Selección Mexicana podría conseguir su pase a la siguiente ronda consiguiendo un empate o un triunfo, que la pondrían con 7 o 9 puntos respectivamente, puntos que serían imposibles de alcanzar para Alemania y Corea del Sur. De esta forma, el cuadro azteca firmaría su clasificación a los Octavos de Final sin depender de lo que suceda en el partido entre alemanes y surcoreanos.

Perder contra Suecia y que Alemania no le gane a Corea

Los resultados favorables que la Selección Mexicana cosechó en sus primeros dos encuentros le permitirían darse la posibilidad de perder su último partido frente a Suecia y aun así clasificar a los Octavos de Final.

Lee también   Así han sido los grupos del "Tri" en Copas del Mundo

Lo que tendría que pasar para que esto suceda, es que la “Mannschaft” no logre derrotar en su último cotejo a Corea del Sur, pues al perder o empatar, la selección dirigida por Joachim Löw, terminaría con 3 o 4 puntos, insuficientes para alcanzar al combinado Tricolor.

Perder contra Suecia (0-1), que Alemania gane a Corea (1-0) y obtener un buen puntaje en el sistema de deportividad

En el peor escenario que podría enfrentar la Selección Mexicana, los suecos tendrían que ganar el último partido del grupo a los mexicanos, y por su parte, Alemania haría lo mismo en su partido contra Corea del Sur.

Si este escenario llega a establecerse, habría un triple empate entre Suecia, México y Alemania con seis puntos cada uno, por lo cual, los clasificados se definirían mediante el primer criterio de desempate, la diferencia de goles.

Si la derrota de la Selección Mexicana es por 1-0, y la victoria de los alemanes se dé por el mismo resultado, las tres selecciones empatarían en los primeros cinco criterios de desempate (puntos, diferencia de goles, goles a favor, goles en contra y enfrentamientos directos), de esta forma, las selecciones que avanzarían se definirían por el criterio del sistema de puntos por deportividad.

El sistema de “Fair Play” para desempatar se establece por puntuación, la cual se define de esta forma:

– Tarjeta amarilla: un punto.

– Segunda amarilla-expulsión: tres puntos.

– Tarjeta roja: cuatro puntos.

– Amarilla + roja directa: cinco puntos.

Fuente: Diario AS (versión web).