Después de la tormenta viene la calma. Y así ha sido para Miguel Layún en este 2013 después de años de críticas en el futbol mexicano. Desde la poca fe de entrenadores y compañeros de equipo, hasta las burlas masivas en las redes sociales con el #TodoEsCulpaDeLayún, el futbolista de las Águilas ha tenido que aguantar todo tipo de ataques directos y pasivos en los últimos años.

Para Layún, la frase «lo que no te mata, te fortalece» ha sido su estandarte durante esos difíciles momentos. Actualmente el panorama es muy diferente, el jugador fue ganándose la titularidad en el equipo de Miguel Herrera poco a poco, salió campeón del Clausura 2013 y se ganó un merecido llamado a la Selección Nacional que disputa la Copa Oro en Estados Unidos.

“Fue difícil, pero afortunadamente me he sabido de rodear de gente muy positiva en mi vida, que me ha ayudado muchísimo y eso es lo que hoy en día me mantiene firme en mis objetivos y en mi camino. Las críticas me sirvieron para demostrar que puedo sobreponerme a esas cosas, traté de sacarle su lado positivo para obviamente aprovecharlas y no enfrascarme en algo totalmente negativo”, apuntó el lateral del América.

Layún reconoció que superar dichas críticas no pudo haber sido posible de no ser por sus familiares y amigos cercanos.

“Mi esposa principalmente, mis papás, hermanas, mis cuñadas, mis suegros, mis amigos, creo que también he sabido elegir bien a mis amigos, y eso es importante, porque cuando tienes un entorno de gente que también lucha en el día a día, que también entiende eso de la vida, también te contagia”.

Lee también   Mohamed asegura que América no merecía perder