Después de mucho tiempo de analizarlo y posponerlo, por fin el Estadio Olímpico Universitario en Ciudad Universitaria dejará de tener rejas en el perímetro de la grada, para cumplir con los requerimientos de la FMF en caso de evacuación del público hacia la cancha.

Este jueves durante el entrenamiento de los Pumas se pudo observar que las mallas han empezado a ser retiradas y únicamente siguen estando colocadas en la Cabecera Sur, justo donde se ubica la porra visitante, y por ende, donde también está el vestidor de dicho conjunto.

El retiro de las mallas en Ciudad Universitaria tomó más tiempo porque, al ser el estadio patrimonio mundial de la humanidad, fueron necesarias pláticas con la UNESCO para que autorizara los cambios en el estadio; otro cambio que sufrió fue la inclusión de seis rampas de acceso a la cancha que los trabajadores del inmueble incluyeron alrededor de la tribuna.

Ahora está en manos de la afición felina no darle un mal uso al libre acceso al engramado.

Lee también   Paco Alcácer: "En el Barcelona no tenía protagonismo, quería ser importante"