La vivienda del guardameta peruano Pedro Gallese, portero de los Tiburones Rojos de Veracruz, sufrió daños considerables este sábado tras una fuerte explosión generada por acumulación de gas. Fortuitamente, el futbolista y su familia salieron ilesos de la explosión.

A causa del accidente doméstico, se registraron pérdidas materiales en el departamento de Gallese ubicado en la localidad de Playa de Oro, perteneciente al municipio de Boca del Río, en la ciudad de Veracruz.

Tanto el meta incaico como sus familiares no se encontraban en el preciso lugar del inmueble donde se originó el incidente.

El arquero hizo público un mensaje desde su cuenta en twitter en donde aclaró que por suerte solo se trató de un susto:

Pedro Gallese
Gallese sale a achicar en un Tiburones Rojos-Pumas
Lee también   Costa Rica le sacó el empate a México