Presidente de Wanderers conversó en exclusiva sobre el tema Veracruz

El presidente del club uruguayo informó sobre el tema Veracruz / Foto: @mwfc_oficial
El presidente del club uruguayo informó sobre el tema Veracruz / Foto: @mwfc_oficial

El calvario de Veracruz continúa y los problemas siguen apareciendo, a pesar de haber garantizado su permanencia en Primera División, el club de Fidel Kuri, no tiene nada asegurado y se podría ir al descenso por una disputa legal con el Montevideo Wanderers.

La institución mexicana posee una deuda con el club uruguayo por los derechos de formación de Matías Santos, futbolista que llegó libre al “Tiburón Rojo “ en el 2017 y que disputó un solo partido en su estadía en el club.

Desde ese año, el cuadro escualo, mantiene un adeudo de aproximadamente doscientos cuarenta y cuatro mil dólares con el combinado que hace vida en la capital de Uruguay.

Sin embargo, la paciencia del club sudamericano se agotó y espera recibir pronto el dinero correspondiente o tomará acciones ante FIFA.

Gabriel Blanco, presidente de Montevideo Wanderers, conversó en exclusiva con Futbolsapiens y explicó todo lo referente al caso y a los períodos de cancelación. Se estipulaba que el plazo dado por la institución vencía ayer, información que fue desmentida por Blanco.

”En realidad no teníamos ningún plazo. Lo que dijimos es que en las próximas horas íbamos a estar evaluando la situación. No hemos tenido novedades del pago. Lo que haremos es tomarnos hasta el fin de la semana o principios de la que viene. Nosotros estamos tratando es de obtener el pago por un dinero que nos corresponde» , expresó.

Asimismo, Blanco destacó que el cuadro “bohemio”, ha tratado de buscar soluciones viables pero que no han podido llegar a buen puerto, situación que terminó de colmar la paciencia dentro de la institución.

«Venimos así desde hace más de dos años. Durante ese tiempo hemos intentado contactarnos y buscar formas de pago pero no hemos obtenido buenos resultados», informó.

Ya en Wanderers fueron lo suficientemente tolerantes con la situación pero la paciencia se agotó y el club uruguayo solo exige la cancelación de la deuda.

Lee también   La FIFA no tiene un plan "B"; el Mundial se hará en Brasil

«Lo único que esperamos es que venga el dinero. No tenemos mucho más para negociar ni hablar, ya esas instancias pasaron y no fueron fructíferas» , destacó.

Buscó negociar

Las ironías de la vida, el club tuvo para pagar 120 millones de pesos para permanecer en la Liga MX pero no ha podido saldar una deuda que se ha mantenido con el correr de los años, prácticamente sin darle la importancia que se merece.

Blanco, informó que desde Veracruz se han contactado para buscar una solución. Sin embargo, ninguna de las propuestas ha encajado a las necesidades de la institución.

«Últimamente hemos tenido algún contacto por parte del club. Nos hicieron una propuesta que realmente no cumplía por ningún lado con nuestras aspiraciones”, acotó.

Desde el “Tiburón Rojo”, solo establecieron comunicación después de que FIFA emitiera la sentencia con respecto al caso. Antes de llegar a esa instancia, no hubo contacto ni respuesta a los requerimientos del club uruguayo.

«Ese fue el único contacto que tuvimos y se produjo después de la sentencia de FIFA, no antes como debería haber sido»

Finalmente, Blanco evitó dar detalles de la economía de la institución bohemia pero hizo énfasis en que la deuda es un monto muy significativo para las arcas del club

«Sin duda que esa cifra para un club como Montevídeo Wanderers es un monto muy importante. Es una cifra que supera lo que es el presupuesto del club y para nosotros ese dinero es importante», sentenció.

Si el «Tiburón Rojo» no cancela el monto a la brevedad posible, el «bohemio» aplicará lo establecido en el artículo 64 del Código Disciplinario de FIFA y solicitará su descenso.