La postura del presidente de la Liga MX, Enrique Bonilla, al decir que no lo reconocía a Víctor Garcés como directivo del Cruz Azul, hizo que lo retara a comprobar sus palabras.

En la novena investidura del Salón de la Fama del Fútbol en Pachuca, el ex miembro de la cooperativa le insinuó al ente rector de la Primera División que publicaran los papeles donde se indica que no es considerado como un directivo de la Máquina.

«El que afirma, está obligado a probar»

«Cuando llegó a la FMF y soy presidente de la Primera División, formamos un registro porque ni se sabía cuántos socios tenía la liga. Le presento el estatuto protocolizado en el que está mi carácter de vicepresidente y el que niegue que tengo carácter de vicepresidente tendrá que presentar un estatuto que lo compruebe, además de notariar ante el registro público de la propiedad que hay otra directiva».

Lee también   “Nos molesta no sacar el resultado”: Ambriz