Las declaraciones de la esposa del arquero y capitán de la selección chilena, Claudio Bravo, no fueron del agrado de la plantilla de jugadores. Carla Pardo publicó un polémico mensaje en su cuenta de Instagram acusando, sin dar nombres, a varios futbolistas de actos de indisciplina. El disgusto fue total y las medidas no se demoraron.

“Yo sé que la mayoría se pelaron el culo, mientras otros se iban de fiestas e incluso no entrenaban de la borrachera que llevaban. A quien le quepa el sombrero que se lo ponga y que se deje de andar llorando. Por qué ahora es un país entero llora”, dijo Pardo.

Según relata el diario ‘La Tercera’, uno a uno los integrantes de la plantilla del seleccionado chileno fueron abandonando el grupo de whatsapp en el que además estaba Bravo.

El siguiente movimiento que hicieron fue crear un nuevo grupo al que llamaron “La Roja sin sapos”, en el que por supuesto no estaba el arquero del Manchester City, termina la publicación de este portal.

Lo claro es que el grupo no solo quedó por fuera del Mundial de Rusia 2018, sino que para lo que viene tendrá serios cambios y divisiones entre quienes estén dentro de la plantilla.

Lee también   Falcao fuera de serie