54d922500b7f9

¿Quién no ha lavado los trastes, ordenado su cuarto, o hacer algo sólo porque su mamá se lo pidió? 

Ya sea por conveniencia o amor a nuestra progenitora, las mamás son las únicas personas que logran ponernos en orden, es por esto que el club brasileño Sport Club Do Recife decidió contratar a 30 mamás de los hinchas del club para mantener la calma y erradicar la violencia en las tribunas de su estadio. 

Mediante una iniciativa llamada Security Moms, las mamás recibieron capacitación y están autorizadas para regañar a cualquiera que altere el orden, incluidos sus hijos.

Las nuevas agentes de seguridad se estrenaron de manera exitosa en el derbi local ante el Nautico en el que la nueva medida de seguridad brindó frutos positivos al obtener paz y un saldo de cero detenidos en las tribunas del Ilha Do Retiro donde el Sport Recife triunfó por marcador de 1-0.

 

¿La obediencia a las madres hará que disminuya la violencia en los estadios?

Lee también   Estadio de la Juventus tiene nuevo nombre