eL SERVICIO DE pEAJE DE nORTH tEXAS APOROVECHA EL sUPER bOWL PARA BURLARSE DE AMBOS EQUIPOS

El viernes por la mañana se hizo viral un anuncio que el servicio de peaje de la zona conocida como North Texas (Donde se encuentra Dallas) colocó en carteles electrónicos

“¿Llantas ponchadas como balones de los Patriots? Marca #999” es lo que se puede leer, en alusión al DeflateGate. Un escándalo en el que supuestamente los Patriots desinflaron los balones durante la primera mitad de la final de Conferencia de la AFC en 2015 para obtener ventajas competitivas.

La NFL nunca tuvo pruebas de que los balones hayan perdido su presión por intervención humana o a petición de algún jugador, pero suspendieron 4 partidos a Tom Brady por no cooperar con la investigación.

Pero no se limitaron a pegarle a los de Nueva Inglaterra, también le repartieron a los Rams.

“Si un Carnero interfiere con tu carro, marca al #999” Esto en alusión a la flagrante interferencia de pase que cometió Nickell Robey-Coleman en los últimos minutos del juego de campeonato de la NFC pasado. Una interferencia clara que no fue marcada por ningún árbitro. A la postre, los Rms se llevaron el pase al Super Tazón.

Como podemos ver, #LaPesteNegra dehó escuela en Dallas, donde no debería haber nadie ardido por el Super Bowl, ¿cierto?

Lee también   Juez revoca suspensión a Tom Brady