Osasuna le quitó lo invicto al Levante que baja al tercer puesto de la clasificación general. Real Madrid es ya líder único seguido por el Barcelona.

Criptonita pura resultó el Osasuna para el Levante en su visita al Reyno de Navarra. El equipo Rojillo levantó una fortaleza total en su estadio y el súper Levante vio así su primera derrota de la temporada.

De llamar la atención la manera en que el Osasuna dominó las acciones, incluso quedándose con uno menos en la cancha la última media hora del juego, pero es que desde un inicio las condiciones las impusieron los locales que salieron decididos a acabar con el poderío levantino que llegaba amenazador y con ínfulas de grandeza.

El 2-0 final fue fiel reflejo de lo visto en la cancha y Osasuna redondeó de esta manera una semana sensacional, con dos victorias en casa y un empate en la jornada intermedia.

Levante por su parte deja atrás nueve jornadas de ensueño que marcaron el mejor inicio liguero en toda su historia y con el tropiezo de hoy, el primero de la temporada, baja de la cima al tercer lugar, ahora siguiendo muy de cerca al Barcelona y al Real Madrid.

Terminó el invicto, pero el sueño levantino seguramente sigue intacto…

Lee también   ¡Madridiza!