La pelea por el título en la Superliga Argentina estaba más pareja que nunca, con River Plate y Boca Juniors peleando el campeonato en la última fecha.

Foto vía Twitter @superliga

El ‘Millonario’ llegaba con las opciones más claras, pues llegó a la última jornada con 46 puntos, uno más que su cercano perseguidor y si le ganaba a Atlético Tucumán era campeón sin importar lo que hiciera el Xeneize. Incluso, con un empate podía levantar el título, siempre y cuando Boca no ganara.

En cambio, los del Barrio de la Ribera tenían que superar al Gimnasia de uno de sus ídolos, Diego Maradona, si quería ser campeón, combinado con una derrota o empate de River. También le servía el empate, pero solo si los de Gallardo perdían.

Un empate de Boca y una derrota de River solamente hacían que ambos conjuntos tuviesen que disputar un desempate.

Foto vía Twitter @superliga

En partidos simultáneos, el «decano» logró anotar el primer gol de los dos partidos, cuando Javier Toledo los adelantaría. En este momento Boca era campeón aunque empataba con el «lobo».

Sin embargo, Matías Suárez antes del final de la primera parte le daría una alegría y casi una mano en el título a River, pues empataría el encuentro, mientras que el equipo marplatense seguía igualando en La Bombonera.

Pero cuando el partido en la cancha azul y dorada mantenía un empate sin goles que le daba el título a su más acérrimo rival, aparecería el ídolo de los últimos años; Carlos Tevez desde la media luna mandaría un derechazo para enviar a Boca al campeonato y a la gloria en Argentina.

Al final, con victoria 1-0 de Boca y el empate a un gol entre el «Millonario» y Atlético Tucumán, el Xeneize llegaría a 48 puntos, uno más que River, y su título 34 en Argentina.

Lee también   RIVER | ¡Destituyen a Cappa!