El arquero chileno del Manchester City, Claudio Bravo, sufrió una importante lesión durante un entrenamiento del club el día lunes y al confirmarse la gravedad mediante estudios, se determinó que el guardametas pasará largo tiempo fuera de las canchas.

A pesar de no ser titular en el equipo de Pep Guardiola, relegado por el brasileño Ederson Moraes, Bravo era tenido en cuenta como un suplente de lujo y arquero de rotación para las copas y los partidos entre semana. Ahora, por culpa de una rotura en su tendón de Aquiles, el chileno sale de la plantilla.

Según comunicó el propio City, Bravo viajará a Barcelona para seguir haciendo estudios que revelen la profundidad de la lesión y el tiempo que deberá pasar para que pueda volver a jugar.

La caída del chileno se suma a la de Kevin De Bruyne, quien estará de baja por dos o tres meses. Ahora, la directiva ‘citizen’ sale corriendo al mercado en búsqueda de un portero suplente, ya que solo quedó Daniel Grimshaw como opción de cambio.

Lee también   Los Citizens festejan con la élite