Conoce al Atlético Mogi, el «peor equipo del mundo»

Foto: Marcos Riboli

El Atlético Mogi, por equipos del Campeonato de División sub-23 (equivalente a cuarta división), ha llamado la atención por una larga e indigerible retrospectiva negativa: la última victoria del equipo fue el 17 de junio de 2017, allí cuatro años y tres meses.

Desde entonces, el club de Mogi das Cruzes, en la Región Metropolitana de São Paulo, ha entrado al campo 44 veces. Hubo 42 derrotas y dos empates, con 155 goles encajados y solo 18 marcados. El último partido perdido fue el miércoles, ante Manthiqueira, por 4-2, en casa, por la séptima jornada del Grupo 5.

Ya son 25 derrotas consecutivas desde 2019. Y el resultado adverso del miércoles pasado, en Nogueirão, confirmó lo que se esperaba: la eliminación. El Atlético Mogi, no tiene más posibilidades de clasificar a la siguiente etapa. Ni siquiera los más remotos que solo las matemáticas mantenían vivas.

El Atlético es un club como muchos otros pequeños de Brasil. Falta de estructura, patrocinadores que creen en el trabajo. La gente no ve el día a día, el esfuerzo de los muchachos, la mayoría son de São Paulo, toman el tren, vienen a entrenar y luego regresan. Este grupo se formó 30 días antes del inicio del campeonato – resumió el técnico.

Como ocurre con la mayoría de los equipos que juegan en Segunda División, los jugadores no reciben salario y muchos tienen que viajar largas distancias para entrenar y jugar en Mogi; no hay alojamiento ni centro de entrenamiento.

Aceptan estas condiciones, incluso con dificultades, porque entienden que Paulista es un escaparate interesante para seguir una carrera – sus páginas en las redes sociales suelen tener enlaces a videos con ofertas de juegos para atraer potenciales interesados.

Lee también   Nicolás Castillo oficializó su préstamo desde el América al Juventude de Brasil