Durante la madrugada, Alan Pulido nos sorprendió con el anuncio de que llegaba al Levadiakos de Grecia y seguro que más de uno se preguntó si ese equipo era bueno, si el mexicano tendrá chance de jugar o aplicará la Chicharinha y si habrá oportunidad de que sea visto por otras escuadras de más nombre.

Y bueno, la primera pregunta se responde con un «no». El Levadiakos es una escuadra que tiene menos de diez años en Primera División y duró 11 años en la Segunda, hasta que logró el ascenso, para bajar y subir.

Hoy por hoy, el nuevo equipo de Pulido está peleando por no caer en posiciones que al final de la temporada lo hagan regresar al circuito de plata y por el momento logra el objetivo, al estar en el lugar 14 de 18, con 21 puntos, a 4 de caer y a 9 de meterse a puestos de Europa League.

La escuadra es dirigida por el griego Savvas Pantelidis y en su plantel cuenta con varios jugadores nativos, argentinos y con un español. Para poder jugar, Pulido tendrá que demostrar que es mejor que el local Vangelis Matzios (31 años), quien es el máximo goleador del club y con el español Armiche (26 años), máximo asistidor del club en esta temporada.

A lo más que aspira Alan es a ser visto por algún equipo turco o por los grandes de Grecia (AEK Atenas, Olympiakos y Panathinaikos) para firmar con ellos la siguiente temporada y seguir creciendo.

Lee también   El último gol de Alan Pulido