Diego Simeone, entrenador del Atlético de Madrid, ya ultima su idea del once para el partido contra el Eibar sin Diego Godín y con Lucas Hernández en el centro de la defensa, en una alineación con otras tres novedades respecto al 2-0 en Vigo: Thomas Lemar, Rodri Hernández y Juanfran Torres.

Son los cuatro cambios que, según las pruebas del entrenamiento de esta mañana, prevé incluir el técnico en la vuelta a la Liga en el Wanda Metropolitano contra el conjunto vasco, respecto a la derrota de la última jornada frente al Celta en Balaídos y con la proximidad, ya el martes, del estreno en la Liga de Campeones, informó EFE.

Ese fue el ensayo táctico de este jueves para el duelo con el Eibar, en el que prescindió de Godín en el centro de la zaga. Ahí entrará Lucas Hernández para formar pareja con Giménez. En el resto de la retaguardia, Juanfran vuelve al lateral derecho y  Filipe Luis se mantiene en el izquierdo.

En un variable 4-1-4-1 que se convierte también en un 4-4-2 dependiendo del momento del juego, Simeone contó con Rodri, suplente en Balaídos, como medio centro por delante de la defensa. Unos metros más arriba situó una línea de cuatro con Griezmann, Koke, Saúl y Lemar, otra de las novedades que presentará el entrenador.

Arriba, Diego Costa se mantiene como la referencia ofensiva de la alineación del conjunto rojiblanco, de la que saldrán respecto a Vigo tanto el citado Godín como Stefan Savic, baja por sanción y por lesión para el encuentro del sábado, Thomas Partey y Ángel Correa.

Lee también   Luis Suárez es baja con Uruguay y se regresa a Barcelona

El técnico, completó esta mañana la llegada de todos los internacionales que han jugado partidos con sus selecciones durante la última semana y media, con la reincorporación al trabajo del brasileño Filipe Luis y del argentino Ángel Correa, los dos últimos jugadores que faltaban por sumarse a la dinámica del equipo.