El entrenador del Napoli, Maurizio Sarri ha sido suspendido por sus declaraciones a Mancini, entrenador del Inter.

Maurizio Sarri ha sido sancionado con dos partidos por sus comentarios “altamente ofensivos” realizados a Roberto Mancini durante su enfrentamiento de la Copa de Italia. Mancini ex-entrenador del Manchester City, de 51 años, afirma que Sarri usó un lenguaje homofóbico hacia él durante su enfrentamiento en la Copa de Italia.

Sin embargo, la suspensión no fue por homofobia, ya que de haber sido de esa manera el castigo hubiera sido mucho mayor. Sarri, de 57 años, también ha sido multado con 20.000 euros. Ademas, su equipo fue derrotado por 2-0 en los cuartos de final del martes por lo que el castigo de Sarri reflejara hasta la próxima temporada, ya que el castigo implica solamente partidos de copa.

Mancini también recibió una multa de 5.000 euros después de que él fue enviado a la tribuna durante el partido.
Mancini dijo: Sarri gritó “puf, frocio e finocchio (Maricón)” en un altercado tras el segundo gol del Inter.
Sarri afirmó no recordar sus palabras exactas, pero reconoció que haber estado enojado.
Y agregó: “Yo no estaba discriminando a nadie, y si en verdad usé esas palabras, entonces pido disculpas a la comunidad gay.”.

“La gente entiende que en Italia tenemos un problema”.

La snowboarder italiana Arianna Cau, que es gay, dijo que la suspensión de Sarri es demasiado corta, y agregó que este suceso se realizó en un mal momento ya que en Italia se preparan para votar sobre si se debe legalizar el matrimonio gay.
“Yo no soy un juez, así que no puedo decir cuál debe ser el castigo, pero debe ser más grave,” dijo a la BBC World Service.
“La gente entiende que en Italia tenemos un problema, si no tenemos un castigo serio entonces nunca vamos a luchar en esta guerra.
“Dicen que la homofobia no existe en Italia, pero eso no es cierto. Ha llegado el momento para empezar a tomar esto en serio.”

Lee también   Uruguay hecho un equipazo: ganó a Italia en Roma