El Valencia sumó tres valiosos puntos tras vencer a domicilio al Granada por 0-1 en su encuentro de la sexta jornada de competición de la Liga BBVA, tras un duelo de mucha cautela y pocas ocasiones que decantó el brasileño Jonas con un tanto cuando el encuentro agonizaba, tras un contraataque valencianista lanzado por Banega y con asistencia de Canales.

Los locales, que acumulan tres jornadas sin marcar y son el equipo menos goleador de toda la Liga, mostraron más ambición en el partido pero no encontraron la forma de superar el orden valencianista, antítesis del clima social con el que llegó el cuadro de Djukic a Granada, y sin embargo fueron golpeados con crueldad en el tiempo de descuento.

Y es que tras el episodio sufrido con Rami, ni siquiera el triunfo ante el Sevilla en Mestalla ha podido apaciguar el ánimo en el Valencia. El equipo che mostró falta de recursos ofensivos a pesar de jugar con dos puntas, y es que su fase de creación nunca dio sensación de poner en problemas a los locales. Sin embargo, una contra letal en el último suspiro rescató tres puntos que le permiten respirar en la tabla.

El Granada salió hambriento al campo y tuvo en un cabezazo de Buonanotte una buen ocasión a los siete minutos de partido. Desde ahí, hubo dominio posicional de los locales hasta que el Valencia fue encontrando su sitio en la medular, sin llegar a brillar en la parcela ofensiva.

En la segunda mitad los de Djukic dieron un paso atrás y el Granada encontró vías para llegar cómodamente a la zona de tres cuartos, aunque sin capacidad para crear verdadero peligro sobre la meta de Diego Alves. Una llegada de Brahimi, resuelta con disparo forzado a nueve minutos del final, fue la más clara oportunidad que tuvo el Granada tras la reanudación.

Lee también   Ajax tilda a la Superliga como una "amenaza al fútbol europeo"

El último intento de los locales coincidió con el revés del Valencia. Banega recuperó el balón en la medular, mandó un pase en profundidad hacia la frescura de Sergio Canales y éste levantó la cabeza para buscar a Jonas en el área pequeña. Su remate fue poco lúcido pero suficiente para acabar en gol y aumentar la paz de su equipo en forma de segunda victoria consecutiva a costa de un Granada que mereció más pero volvió a pagar su falta de efectividad arriba.

Guardado jugó los 90, tiró una vez a la portería e hizo un esfuerzo importante durante todo el partido.

ASÍ JUGARON:

GRANADA: Roberto, Nyom, Angulo, Diakhaté, Murillo, Recio, Iturra, Pereira (Álvaro, min.84), Brahimi, Buonanotte (Ighalo, min.80) y El Arabi (Riki, min.68).

VALENCIA: Alves, Pereira, Guardado, Mathieu, Víctor Ruiz, Fuego, Banega, Fede (Feghouli, min.73), Pabón (Bernat, min.64), Jonas y Postiga (Canales, min.71).

[EP]