Siguiendo con su gira de pretemporada en Estados Unidos, el Real Madrid jugó su segundo partido dentro del torneo World Football Challenge, en el Qualcomm Stadium de San Diego, donde derrotó 3-0 a las Chivas, que hicieron su presentación en este torneo.

Parejos durante la primera mitad, los rojiblancos intentaron acercarse a la portería defendida entonces por el canterano Adán con pocos resultados, aunque sí hubo oportunidad para que el nuevo integrante de la defensa blanca, Raphäel Varane, se luciera en la zona baja y detuviera los embates de los jalisciences. El francés demostró que está en buen nivel, a pesar de estar iniciando la pretemporada, y rechazó certeramente los ataques de Chivas, sobre todo por vía aérea.

La segunda mitad devolvió a ambos equipos a sus realidades: las amplias diferencias entre un equipo de élite mundial y uno que busca consolidar a los muchos jóvenes que conforman su plantel.

El Madrid tomó el control del partido y, con tres ataques bien definidos por Cristiano Ronaldo, estableció el marcador de 3-0 que deja al Guadalajara con cero puntos y algunas dudas de cara al inicio de la Liga y a un Real Madrid con seis puntos más y un inicio arrollador en los albores de la temporada 2011-12.

Lee también   Crackovia 2