Rafael Benítez tenía la difícil misión de mantener al Inter tan alto como lo había dejado Mourinho, pero no le están saliendo las cosas como esperaba, y ya pide que el club haga fichajes en el mercado de invierno. Según el madrileño, hasta los jugadores le han confesado que quieren refuerzos para regresar al neroazzurri al protagonismo de la temporada anterior.

“Espero que en enero ocurra algo, porque los jugadores confían en que alguien pueda cambiar las cosas”, dijo. Y es que la situación del Inter es complicada ya que se encuentra en el quinto puesto del Calcio, a seis puntos del líder Milan, como resultado de la derrota de ayer en el derbi della Madonnina. Tan solo ha conseguido sumar dos puntos en los últimos tres partidos consecuencia de los empates ante Brescia y Lecce.

El Internazionale parece un hospital de las naciones unidas ya que Esteban Cambiasso, Diego Milito, Wesley Sneijder, Maicon, Materazzi y Walter Samuel son algunos de los jugadores que han sufrido lesiones de gravedad.

El presidente, Massimo Moratti, ha reconocido que está preocupado por el esfuerzo que están realizando sus jugadores en los diferentes torneos en los que participan, pero no quiere tirar la casa por la ventana por los malos resultados, de manera que ha contestado rápidamente a las palabras de Benítez: “Sigo diciendo lo mismo que anoche, no fue un buen partido por nuestra parte. Sé que Benítez puede hacerlo bien, pero si quiere fichajes tendrá que demostrarlo”.

El puesto y el prestigio de Rafa Benítez están en juego. Moratti le pide resultados y buen futbol al técnico. Es un hecho que el campeón de Europa necesita un revulsivo para no caer en crisis de resultados de años anteriores.

Lee también   Rey dice que prefiere ser campeón que goleador