Ni siquiera se lo esperaba aunque la ilusión estaba intacta. Y es que a diez minutos del final del juego su pensamiento quizás era de alegría al haber sido tomado en cuenta por Pep Guardiola para estar en la banca y en un juego de Champions. Sin embargo su rostro cambió totalmente cuando a seis minutos del final fue llamado por su DT para entrar a la cancha.

Sí, ya con el triunfo garantizado ciertamente, Isaac Cuenca, canterano del Barça B saltó a la cancha del Camp Nou debutando oficialmente con el primer equipo y en sustitución de David Villa quien segundos antes había marcado el segundo gol culé.

Era el minuto 86 y el hincha en las gradas ovacionaba a ambos jugadores, uno que salía después de hacer un gol y el otro que ingresaba con un montón de sueños e ilusiones por delante. «Ha sido maravilloso. Estoy muy feliz», aseguró Cuenca tras jugar sus primeros minutos en Champion con el Barcelona.

«Me ha sorprendido estar convocado y después salir al campo, pero ha sucedido todo tan rápido que no me ha dado tiempo a ponerme nervioso», afirmó Cuenca después del partido y es que no es para menos, en un año ha pasado de ser uno de los artífices del ascenso del Sabadell a Segunda División, donde jugaba cedido, y ahora ya ha debutado con el Barcelona en el torneo de más prestigio a nivel de clubes en Europa.

Con el de Cuenca, ya son once los canteranos que han debutado en Liga de Campeones bajo el mando de Pep Guardiola. Fontás, Busquets, Jeffren, Thiago, Jonathan dos Santos, Bartra, Pedro, Sergi Roberto, Víctor Sánchez y Víctor Vázquez.

Lee también   Coutinho: "Es un honor ser el fichaje más caro del Barcelona"