El partido estaba 0-0 y Roberto Soldado tiene oportunidad manifiesta de gol, pero José Manuel Pinto corta la jugada fuera del área al tocar el balón con el brazo. El árbitro no marcó nada y dejó seguir el juego. En su defensa, el portero de Barcelona señala que jamás tuvo intención de tocar la pelota, pues se resbaló.

“Me he resbalado y he caído sobre el balón y ha contactado con el sobaco. Ha sido algo involuntario. Ha sido una acción fortuita”, precisó Pinto.

Ustedes dicen- ¿Era falta y de roja? ¿Realmente se resbaló?

Lee también   El Barcelona muestra su segunda equipación para la próxima temporada