Liverpool jamás había sacado tres puntos del Emirates. Es más, tampoco pudo ganar en los últimos años de Highbury. Hoy voltearon la historia y oscurecieron el inicio del Arsenal.

Al final, Carragher y José Enrique hablaron a los micrófonos y se mostraron satisfechos por el triunfo.

«Es un lugar muy difícil para visitar, pero merecíamos el triunfo», dijo Jamie. «Para ser justos ellos han tenido muchas lesiones y es difícil, pero Vermaelen ha tenido un primer tiempo sobresaliente», declaró dándole un caballeroso mérito al rival.

José Enrique anduvo en las mismas, reconoció a su equipo y comentó que debe ir mejorando en tanto conozca más a sus compañeros.

Lee también   Los festejos de Robben atentan contra su físico