Leo Messi volvió a realizar una clase magistral de fútbol ante el Eibar y marcó cuatro goles en la victoria culé (6-1), un triunfo que permite al Barcelona seguir contando sus partidos como victorias en Liga. Con su póker, el ’10’ anotó sus goles 299, 300, 301 y 302 en el Camp Nou y batió su registro liguero en las cinco primeras fechas del campeonato, ampliando más su registro dentro del club.

Hasta la presente temporada, Messi había conseguido un máximo de ocho goles en los cinco primeros partidos de Liga (2011-12), pero con cuatro dianas ayer elevó su cuenta hasta los nueve, una estadística sin comparación y que lo hace estar en solitario como goleador del máximo torneo español.

Pese a estos números impresionantes, cabe recordar que Messi se quedó sin anotar en dos jornadas, la primera ante el Betis y la anterios ante Getafe, y que ha condensado su producción ofensiva en los duelos ante Alavés con un doblete, el Espanyol con un hat-trick y el ‘póker’ de ayer ante Eibar.

Lee también   Adrián Aldrete asegura que sí le cometieron penal