Las diferencias que Rafael Márquez tuvo con Néstor de la Torre, no influirán en tener una buena relación con el actual técnico de la Selección Mexicana, aunque reiteró que la salida del ex directivo fue lo mejor.

El jugador de los Red Bulls de Nueva York indicó que acatará las disposiciones de Chepo De la Torre y dejó atrás los contratiempos que se presentaron tras la fiesta en la que participaron varios jugadores, al finalizar el choque ante Colombia en septiembre pasado en la ciudad de Monterrey.

Lo que sí aclaró es que era necesaria la salida del ahora ex director de Selecciones Nacionales, porque en ningún momento apoyó a los jugadores.

“Aquí nadie ganó, ni perdió. Siempre las cosas se han hecho para mejorar. Lo que nosotros buscamos ganar es una competencia, el futbol, no algo administrativo. O algo tan importante como el puesto en el que estaba Néstor”, dijo.

El zaguero central aseguró que el ex directivo de la FMF falló en no darle a los seleccionados el respaldo suficiente para que pudieran estar con la mente de lleno en la Copa del Mundo. Además reiteró que era difícil establecer comunicación entre ambas partes, ya que no existía armonía.

“Los más importante era tener comunicación con Néstor y no la teníamos, se los digo de verdad, en el Mundial pasamos cosas que no se han dicho y tenían que ver con esa administración. Algunos que llevaron familia pasaron malos momentos y debían preocuparse por su familia y no por lo que teníamos que hacer. Era para sentirse bien, para realizar un buen trabajo y desde que él estuvo no hubo comunicación”, añadió el zamorano para después explotar y señalar que todo debería dejarse en el pasado, pues parecía chisme de vecindad.

Lee también   “Cuando vuelva a jugar una final, la ganaré”: Griezmann

Para finalizar Márquez habló de su futuro y comentó que… “No sé si voy a llegar al Mundia que sigue, me conozco y no se si voy a estar al nivel que exige un Mundial. Mientras pueda y sepa que puedo ayudar a la Selección lo haré encantado de la vida”, apuntó Márquez quien señaló que no jugará en este receso de la MLS y aprovechará sus primeras vacaciones largas para pasar más tiempo con sus hijos.