Osorio dejó la Selección de Paraguay la semana pasada aquejando ”problemas familiares”.

El panorama de Juan Carlos Osorio parece ponerse cada vez más oscuro tras su salida de Paraguay. Miguel González Zelada, representante de jugadores, procederá a demandar al colombiano y a su agente por, presuntamente, extorsionarlo para que les facilitara una comisión extra por el traspaso de Pablo Zeballos al Atlético Nacional en 2014.

Una negociación turbia

Zeballos, quien militó en Cruz Azul entre 2008 y 2009, habría sido la excusa perfecta para que, según Zelada, Osorio y su agente le pidieran una suma de 450 mil dólares extra por su traspaso al conjunto verdolaga, dirigido en ese momento por el ex entrenador de la Selección Mexicana.

“Habían pactado en tres millones de dólares la venta y se hizo solamente en un millón y medio de dólares, entonces ellos para que salga a la venta me extorsionaron, me amenazaron y me dijeron que sino firmaba algún documento no iba a hacerse la venta, entonces como no soy Caperucita Roja, le firmé un documento por 450 mil dólares que yo les iba a traspasar, pero que ese documento no tenía ningún valor comercial ante la FIFA, ante la justicia civil de ningún país, ante el TAS”, comentó a ESPN.

Zelada agregó: “Fueron a Paraguay a un juicio penal en el que le reclamaron 450 mil dólares y cómo voy a pagar 450 mil dólares, si la venta fue de un millón y medio de dólares, a mí solamente me correspondió como agente una comisión de 125 mil dólares, está declarado en FIFA. Me amenazaron de muerte, me hicieron pasar de lo peor. Les puse que ese documento no tenía valor comercial, era un documento nulo, pero como son corruptos aceptaron”.

La gota que colmó el vaso

El representante aseguró que, tras la llegada de Osorio al banquillo albirrojo, decidió enfrentarse cara a cara ante ellos, aludiendo a que personas como esas nunca pueden estar vinculadas al fútbol. Aseguró que conversó con directivos de la Federación para advertirles de lo que estaba sucediendo.

Lee también   Sería Berizzo DT Rayado

“Dentro de 15 o 20 días vamos a presentar una demanda a la FIFA pidiendo la inhabilitación de por vida de Juan Carlos Osorio y un monto de resarcimiento, que el monto no me importa, que espero que se done a alguna identidad especial de niños que lo necesitan”, sentenció.