River no se presentó a su partido por Copa de la Superliga

El futbol argentino se sigue llevando a cabo, aunque sin público en los estadios. No obstante el plantel de River Plate, en conjunto con el cuerpo técnico y la dirigencia «Millonaria», decidió no abrir las puertas del Estadio Monumental para que se disputara el River-Atlético Tucumán por la Copa de la Superliga argentina. El equipo de Marcelo Gallardo podría ser sancionado por esta postura, que fue tomada por prevención en estos momentos de cuarentena por la pandemia originada en territorio chino.

El Monumental de River | Foto vía twitter

La Superliga Argentina de Futbol, entidad encargada de gestionar el torneo de clubes de la primera división argentina, obligó a los equipos a jugar a puerta cerrada los partidos de la Copa de la Superliga. Torneo que arrancó su primera jornada este fin de semana.

Equipos como San Lorenzo, Independiente, Velez Sarsfield, Gimnasia La Plata o Banfield ya han jugado sus partidos correspondientes a esta competición, aunque a estadio vacío. Los futbolistas en su mayoría se han mostrado en desacuerdo para jugar en medio de este clima tenso por el coronavirus. Más cuando la mayoría de las ligas y eventos deportivos se han paralizado a nivel mundial y también en el continente americano.

Desde River la postura era muy firme. Los futbolistas no querían jugar por miedo al contagio, y tanto el cuerpo técnico al mando de Gallardo, como la directiva con el presidente D’Onofrio al frente, apoyaron la decisión de no presentarse a jugar ante Atlético Tucumán en terreno riverplatense. Desde ayer viernes se sabía que River no iba a jugar y el estadio iba a estar cerrado, incluso a los socios y a la prensa.

El equipo tucucamo, que viajó a Buenos Aires, permaneció en el hotel de concentración y ni siquiera se trasladó al Monumental. Donde sí debieron acudir sus directivos, el árbitro, y un escribano que constatara que el club local no se presentaba a jugar.

Lee también   Se cumplen dos años de la balacera en Torreón

La Superliga argentina, institución independiente de la AFA, comunicó que: «Firmados los documentos correspondientes, todos los antecedentes y actas fueron elevados a las autoridades para que tomen las medidas pertinentes». Por lo que el equipo de la banda roja podría ser sancionado de alguna manera, algo que desde River habrían considerado pero que se prefirió preservar la salud de sus futbolistas.

No han sido pocos los jugadores y entrenadores que se han solidarizado con esta decisión de River de plantarse en estos momentos de alerta mundial. Muchos se han quejado y declararon que preferían no jugar como en la mayoría de ligas de renombre. Incluso un declarado hincha de Boca como Maradona, hoy DT de Gimnasia y Esgrima dijo apoyar al plantel riverplatense y que la Superliga no cuida a los deportistas. 

Mientras tanto, Boca Juniors, actual campeón del torneo argentino, viajó a la localidad de Mendoza para enfrentar a Godoy Cruz a puerta cerrada.