Este lunes la presidenta de la Roma, Rosella Sensi, fue multada con 9.000 euros por haber emitido duras críticas contra Carmine Russo, árbitro que pitó el Brescia – Roma del pasado 22 de septiembre.

Sensi, enojada por la derrota, se atrevió a dudar abiertamente de la imparcialidad de Russo en dicho partido, donde consideró que su equipo había sido claramente perjudicado.

Las autoridades disciplinarias de la Federación Italiana de Futbol decidió, tras las palabras de la mandamás romana, imponer una multa, al entender que superó el límite de lo aceptable como crítica.

[AFP]

Lee también   Valedores vs Metepec