«Está claro que había una caja negra durante la candidatura de Alemania para el Mundial», declaró Zwanziger, presidente de la DFB entre 2006 y 2012, según un artículo de Der Spiegel.

Este personaje fue incluso más lejos pues dijo que Horst Schmidt, vicepresidente del comité de la organización del Mundial del 2006, le confió que esos 6.7 millones de euros habían sido pagados a un miembro ejecutivo de la FIFA: Mohammed Bin Hammam, ex presidente de la Confederación Asiática de Futbol, habría sido quien recibió el dinero.

«Asimismo, está también claro que el actual presidente de la DFB (Wolfgang Niersbach) no se ha enterado hace dos semanas (de la existencia de la caja negra), como él reclama, sino desde por lo menos el 2005. Así que como yo lo veo, Niersbach miente».
zwanziger_theo640
Lee también   Paolo Guerrero apelará la decisión de la FIFA de suspenderlo por un año