El brasileño Diego Ribas ha llegado ya a Madrid muy contento al ver cumplido su sueño de jugar en el Atlético y con el propósito de trabajar fuerte para conseguir buenos resultados en el campeonato de Liga.

«Todos sabíais las ganas que tenía de estar aquí», comentó Diego a su llegada a la capital española dnde fue recibido por la prensa.

El hasta ahora jugador del Wolfsburgo alemán ha reconocido que los trámites para su cesión han sido difíciles y ha señalado que sabe que en el club madrileño se le espera con entusiasmo.

Diego dijo que había hablado con varios compañeros y con el «mister» y que es consciente de que hay «un equipo de mucha calidad y hay que ser inteligentes para disfrutar».

El brasileño ya ha pasado el reconocimiento médico y será presentado esta tarde en el Vicente Calderón.

[Agencias]

Lee también   Ancelotti, un hombre de la vieja guardia