Checo tuvo una desastrosa carrera en en el Gran Premio de Imola

Malas decisiones a lo largo de la carrera provocaron que Checo Pérez terminara en el lugar número 12 en el Gran Premio de Imola.

Pérez tuvo una de sus peores participaciones. Foto: Youtube

Luego de una prácticas inmejorables, Checo Pérez arrancaría en el segundo lugar en el Gran Premio de Imola; por primera vez en su carrera la posibilidad de ganar una carrera era más latente que nunca.

Sin embargo, la realidad fue totalmente distinta; el circuito italiano acogió una carrera que estaría marcada por la lluvia, lo cual garantizaba una carrera de alta velocidad y en la que cabrían de esperarse varios errores.

Desafortundamente, Pérez fue uno de los que cayo en esa situación; un toque de arranque entre Hamilton y Verstappen provocó que cayera a la tercera posición y de ahí en adelante su carrera fue una sucesión de errores y malas decisiones.

Por si fuera poco, el auto de Checo presentó problemas que en ese momento fueron muy difíciles de solucionar: «El volante se mueve solo» fue lo que el piloto comunicó a su equipo, lo que hacía que en cada vuelta fuera perdiendo posiciones.

Pero lo peor llegó cuando tras el Safety Car supero a varios autos; inevitablemente ello le acarreó una suspensión que le hizo perder más posiciones, aunque al mismo tiempo parecía que podía hacer gala de sus mejores virtudes.

Sin embargo, esa ocasión no fue así y tras entrar a pits cayó al puesto 13; en esta ocasión no pudo hacer más y finalmente terminó la carrera en el sitio 12. «Lo siento chicos. Estoy apenado», fueron las palabras de Pérez al finalizar la carrera.

Lee también   GP de Japón en riesgo a causa del tifón Hagibis

Desastre en Mercedes y triunfo de Verstappen

Por otro lado, Hamilton tambien tuvo problemas con su auto y lo más dramático fue cuando se estrelló contra el muro de contención, quedando muy relegado, por lo que tuvo que mostrar todo su nivel para volver al podio.

Pero no solo Hamilton la pasó mal, pues su coequipero Valtteri Bottas sufrió un choque con Russell que lo dejó fuera de competencia, siendo la primera vez en mucho tiempo que los Mercedes sufren un accidente de este tipo.

Finalmente, la carrera se la llevó el coequipero de Red Bull, Max Verstappen, que de esta forma consigue su primer triunfo de la temporada y con ello se confirma como un serio candidato a ganar al Fórmula 1.