FIFPro: La MLS es más sustentable que la Liga MX

Ha hablado la FIFPro, el sindicato internacional de futbolistas. Esta semana, liberó un estudio realizado entre sus 79 agremiados, en el que calificó a las ligas de acuerdo a su sustentabilidad y sus condiciones para trabajar.

El informe “Shaping our future” (Dando forma a nuestro futuro) exploró variables desde justicia social y equidad, hasta niveles de internacionalización y digitalización de los diversos torneos de primera división del mundo.

Entre los principales hallazgos de este estudio se encontraron que:

– Menos de un tercio de países tienen un fútbol nacional en adecuado funcionamiento, con condiciones laborales suficientemente estables.

– La falta de estándares laborales básicos en numerosos países crea una inestabilidad innecesaria y entorpece el desarrollo.

– Algunos mercados con menores fuentes de ingresos (como los Países Bajos) proporcionan mayor estabilidad y mejores condiciones para los futbolistas, que otras economías mayores del fútbol (como Turquía).

-Más del 70 por ciento de los 79 países analizados tienen presupuestos medios por club inferiores a los 10 millones de euros.

– Un total de 30 de los 79 mercados nacionales del fútbol reciben ingresos por retransmisión inferiores a los 5 millones de dólares.

– Existe una falta de programas de protección económica a nivel nacional e internacional, para garantizar que los jugadores reciban sus salarios.

La clasificación de FIFPro

La clasificación de la discordia

De acuerdo a esto, esos 79 países se repartieron en seis grupos, ordenados alfabéticamente. El “Cluster A”, incluye a las ligas que mejor facilidades dan y mayor proyección tienen. Ahí, solo hay espacio para el “Big Five”  conocido: Inglaterra, Alemania, Italia, Francia y España.

En el segundo escalón, hay países como Japón, Portugal, Suiza, Bélgica, Holanda y por el continente americano, la MLS de Estados Unidos

Apenas en el tercer nivel aparecemos los de habla hispana. Es un grupo de seis países, con Rusia, China y Turquía. Por acá, aparecen México con su Liga MX, Brasil y Argentina.

De ahí para abajo, son ligas con dificultades sociales y económicas. Con deudas, reclamos, poca inversión, poca difusión y mala gobernanza.

Para este análisis, en el que participó activamente la prestigiosa firma multinacional KPMG (auditorías), el “ranking” se basó en tres pilares: Jugadores carrera y condiciones; Instituciones de trabajo y el juego; Trabajo sustentable en la industria del fútbol.

Lee también   Moacir Barbosa, el hombre que murió dos veces.
La Liga MX puede ser mucho mejor en lo organizativo

¿Cómo puede ser mejor la MLS?

Acá no entran resultados deportivos ni estilos de juegos. La Liga MX, como constante dominadora de la región Concacaf y tras haber alcanzado recientemente una final de Mundial clubes, conserva su sitial en el rectángulo deportivo.

Sin embargo, la MLS en organización ha ganado espacios. Por ejemplo, la internacionalización de la MLS ha avanzado meteóricamente. Gracias a alianzas con BeIn Sport, pudo penetrar el mercado africano y asiático, más otra alianza para ciertas regiones con la “Netflix” del deporte, DAZN, para la temporada 2020, anunció que su torneo se transmitiría para 190 países, contrario a los 51 países para los que se emite la Liga MX.

Otro elemento que evalúa FIFPro es el bienestar del jugador. Desarrollo del jugador (estudios, etc), influencia del jugador, influencia de la integridad, condiciones y empleo. Acá la MLS ofrece muchos más elementos al atleta, no solo al consagrado (que quizás en México se consigan mejores sueldos individuales), sino, especialmente al joven y al que va en ascenso.

En el caso México, el informe encuentra otras falencias: debilidad de las instituciones, justicia (ordinaria y deportiva), gobernanza, inestabilidad  y no aprovechar una masa de aficionados importante, con décadas de tradición en la mayor parte de los clubes.

Para los clubes, también hay tres pilares para evaluar su crecimiento: Llevar desarrollo y entretenimiento, conectar gente y construir comunidad. La mayoría de los clubes de la MLS han hecho aportes a sus ciudades (canchas, programas de inclusión social, desarrollo). Aparte, suelen trabajar muy bien, más allá del resultado deportivo, las expectativas del aficionado y experiencia del fanático, “sea cual sea el resultado deportivo”, según se lee.

En el aspecto de mercadeo, es importante saber leer las dinámicas de consumo, algo que la MLS ha podido copiar/aprender de sus hermanas mayores: MLB, NFL, NBA, aunque en México hay clubes que lo hacen muy bien, pero no hay crecimiento como un todo, como liga.

Por último, la apuesta fuerte en otro apartado a evaluar, digitalización y tecnología, los norteamericanos han hecho las cosas muy bien.

Lejos de sentir algún tipo de incomodidad por la comparación, es importante tomar los recaudos para que la Liga MX crezca y aproveche todo el potencial que tiene.

Acá el informe completo (en inglés).

https://www.fifpro.org/media/0yhf5yi5/fifpro-shaping-our-future-2021.pdf