Debo admitir que las últimas actuaciones del polaco Robert Lewandowski, nacido en Varsovia el 27 de agosto de 1988, me han dejado pensativo. Solo para refrescar la memoria: 10 goles en una semana.

Este hecho me hizo elucubrar una idea, acaso un tanto descabellada en estos tiempos donde todo en el fútbol es dominado por Cristiano Ronaldo y Lionel Messi —o Lionel Messi y Cristiano Ronaldo, como prefiera usted. Se puede decir que hoy, cuando apenas comienza la temporada, Robert Lewandowski es el mejor delantero centro del mundo; también es válido aseverar que Robert Lewandowski está en una racha goleadora impresionante y que por regresión estadística eventualmente dejará de anotar tanto.

Ojo, con esto no queremos decir que no anotara goles más nunca; intento acotar que no continuará con su ritmo demoledor, que evoca al Bayern Munich de Jupp Heynckes, debido a una natural regresión estadística.

Según Whoscored.com, en la actual temporada de la Bundesliga, Robert Lewandowski ha jugado 428 minutos, anotado 10 goles y tiene una media de 5.3 disparos por partido. Es decir que, hoy por hoy, de cada 2 disparos que hace 1 entra en el arco del equipo rival.

Su media vitalica es de 3.3 disparos por partido, por lo que sus números ,lógicamente, deberían bajar. No obstante, el fútbol es un deporte colectivo y Lewandowski juega en un equipo ofensivo que gana encuentros, por lo que quizás este año sea atípico, y tal vez estemos ante un goleador que podría quitarle puntos para el balón de oro a Messi y a CR7.

Sea como sea, hemos decido optar la primera opción: Robert Lewandowski es el mejor delantero centro del mundo, pese a no poseer la habilidad de Karim Benzema, los recursos de Zlatan Ibrahimović.

Lee también   Lewandowski no estará disponible contra al Celtic

Enumeremos 5 cosas que, a juicio de Johan Cruyff , un hombre que no necesita presentación, debe tener un delantero centro:

  1. Es requisito indispensable tener una buena técnica. Hay que ser ambidiestro y tener buena carrera.
  2. Hay que tener una gran presteza operativa.
  3. Intentad jugar siempre orientados a la portería.
  4. Debéis tener un buen juego posicional.
  5. Sin eso que se llama «instinto de gol», como delantero centro eres poca cosa.

Veamos si el objeto de nuestro estudio supera los requisitos mínimos del viejo Johan.

Para Johan Cruyff, los delantero centros son unos tipos algo solitarios:

«Tienen fama de ser muy individualistas, y la verdad es que tiene su lógica. En parte porque la evolución del fútbol les reserva un lugar cada vez más preponderante. Y en segundo lugar, porque tienen que enfrentarse prácticamente solos a defensas de cuatro o cinco efectivos, y eso no estimula precisamente las dotes sociales».

Si recordamos el video, advertiremos que, de hecho, Lewandowski suele ir en solitario contra los defensores, lo cual puede hacer gracias a un físico de 1,85 metros de estatura y 78 kilos de puro músculo, lo cual le permiten destacarse como un «clásico ariete» que, según Cruyff, «no es de técnica excesivamente depurada, tiene mucha facilidad para golear. Es alguien especializado en golpear el balón hacia la meta: con la cabeza, con la pierna o con el pecho, da lo mismo. El fin justifica los medios».

Mucha facilidad para golear. Confirmemos esto:

Tal vez los goles no sean suficiente para adueñarse del Balón de Oro pero, hoy por hoy, no debe de haber un mejor delantero centro que Robert Lewandoski.