China ha ido neutralizando poco a poco la pandemia causada por el COVID-19 y ya ha empezado a retomar la actividad deportiva.

Foto: Twitter

Y es que este sábado se realizó el primer evento deportivo tras el Coronavirus, cuando se practicó la competencia de lanzamiento de bala en pista cubierta celebrada en Beijing.

En dicha competencia la campeona mundial de bala, Gong Lijiao consiguió consagrarse luego de haber conseguido la mejor marca del año, con un lanzamiento de 19.70 metros.

La justa se realizó en la Universidad de la capital china a puertas cerradas y posiblemente sea la reanudación del deporte en el país asiático, que sufrió su cancelación desde enero debido al brote masivo del COVID-19.

Cabe recordar que este año, específicamente este fin de semana, debía organizarse el Mundial de Pista Cubierta y tuvo que postergarse para dentro de un año, es decir, del 19 al 21 de marzo de 2021.

Lee también   ¿Qué pilotos han ganado el Gran Premio de México?