Dodgers, Julio Urías y González son campeones de la Serie Mundial

Los Dodgers de Los Ángeles querían romper con 32 años y cuatro temporadas seguidas de malas decisiones poniendo punto y final este martes a la Serie Mundial.

Dodgers
Foto: Twitter @LosDodgers

Y lo lograron al imponerse en el juego seis a los Tampa Bay Rays 3-1, para ganar el Clásico de Otoño 2020 cuatro juegos contra dos con Víctor González ganando el juego y Julio Urías salvándolo.

Los angelinos recurrieron a Tony Gonsolin para abrir el partido, pero no le dio muchas garantías ya que permitió la única de los Rays, otro cuadrangular en postemporada de Randy Arozarena. Pero salió en el segundo episodio y a partir de ahí los relevistas se encargaron de mantener en cero a los bateadores.

Por su parte, los de Florida enviaron a la loma a su mejor carta, Blake Snell, quien lanzó por espacio de 5.2 innings dejando limitada a la ofensiva rival sin carreras y apenas con dos hits. Pero a pesar de esto Kevin Cash lo sacó del encuentro para traer a Nick Anderson y ahí todo fue a pique.

En la sexta entrada salió Snell al recibir su segundo imparable, pero Anderson permitió un doblete de Mookie Betts que llevaría a Barnes a tercera y quien posteriormente anotaría con un wild pitch. Betts anotaría posteriormente con un rodado de Seager por la inicial para embarsarse por fielders choice.

Cuando caía el ocaso del encuentro, en el octavo capítulo, volvió a tocarle el turno a Betts quien la desaparecería por el todo el jardín central.

Un partido que ganó el mexicano Víctor González al tirar un inning y un tercio con tres ponches y que salvó otro mexicano, Julio Urías, quien lazó 2.1 episodios con cuatro abanicados.

Finalmente, 32 años después de su último título y tras cuatro temporadas de haber perdido dos seguidas, los Dodgers ganan su séptima Serie Mundial en la historia.

Lee también   GRAND PRIX DE SINGAPUR, VETTEL TRIUNFA. HAMILTON ABANDONA. PÉREZ SÉPTIMO

Corey Seager el MVP

El jardinero Corey Seager se terminó erigiendo como el Jugador Más Valioso de esta Serie Mundial, al batear para .400 de promedio con ocho imparables, dos de ellos jonrones, con cinco impulsadas y siete anotadas.