El AS Mónaco se ha convertido en el caballo negro de la actual edición de la UEFA Champions al instalarse en las semifinales donde espera a la Juventus de Turín. Llegar hasta esta fase no es algo nuevo para el equipo del principado, ya que anteriormente estuvo en otras tres semifinales de la Champions en 1994, 1998 y 2004, siendo ésta última la única en la que pudo acceder a la final.

Resultado de imagen para MONACO 2004
El once titular del Mónaco que perdería la final de la Champions contra el Porto

La temporada 2003/04 del Mónaco es recordada especialmente por aquel cuadro que logró meterse hasta el partido grande de toda Europa.

El plantel rojiblanco de esa campaña dirigida por Didier Deschamps vio salir a referentes como Rafael Márquez, rumbo al Barcelona, y Marcelo Gallardo, de regreso a River Plate. Liderados por el capitán Ludovic Giuly, Mónaco tenía de referentes en el ataque a Fernando Morientes, fichado a préstamo procedente del Real Madrid, y Dado Pršo. Ambos fueron los máximos goleadores de la Champions con 9 y 7 tantos respectivamente; también contaba con Patrice Evra y Emmanuel Adebayor como jóvenes promesas.

Finalizaron en tercer lugar de la Ligue 1, tan sólo cuatro puntos por debajo de un Olympique Lyonnais que se llevó siete ligas consecutivas en la década de los 2000.

Su aventura europea comenzó en el Grupo C junto con el PSV Eindhoven, AEK Atenas y Deportivo de La Coruña, club que se metió a semifinales. Finalizaron líderes del sector con 11 puntos, producto de 3 victorias, incluida una goleada de 8-3 en casa ante el Depor, 2 empates y sólo 1 derrota.

Los monegascos fueron sorteados en octavos de final junto al Lokomotiv de Moscú. Cayeron 2-1 en el juego de ida en tierras rusas, pero un triunfo de 1-0 en el Estadio Luis II les dio el pase a cuartos gracias al gol anotado como visitante.

El sueño del pequeño principado empezó a tomar forma a partir de esa ronda. El Real Madrid, el gran favorito a llevarse la «orejona», fue el rival para esa ocasión. Sébastien Squllaci adelantó al Mónaco antes de concluir la primera parte del partido celebrado en el Bernabeu, pero un rally de cuatro goles de los merengues en el complemento ponía una losa muy pesada para los visitantes antes que Fernando Morientes descontara ante su ex equipo y regresar a casa con un 4-2 en contra.

Lee también   Partido suspendido por un OVNI

Para la revancha, Raúl abrió el marcador para el Real Madrid y parecía que liquidaba la serie porque Mónaco necesitaba anotar tres goles. Sin embargo, Giuly emparejó los cartones antes de irse al descanso. Apenas reanudando las acciones, Morientes volvió a aplicar la ley del ex y puso el segundo de la noche, y para 66′, Giuly completó el milagro monegasco. 5-5 global que les permitió avanzar nuevamente por el criterio de goles de visita.

Resultado de imagen para monaco 3-1 real madrid
Mónaco se recuperó de una desventaja de tres goles

En semifinales tocaba enfrentarse con la otra «Cenicienta» del torneo, el Chelsea de Inglaterra, que llevaba menos de un año de ser adquirido por el multimillonario ruso, Román Abramóvich. Los blues venían de eliminar a sus vecinos del Arsenal, que en ese momento marchaban invictos en la Premier League.

Mónaco se impuso 3-1 con goles de Pršo, Morientes y Nonda en el primer partido en Luis II. La vuelta en Londres se complicó cuando Chelsea se adelantó con dos goles que lo colocaban en la final, pero un gol de Hugo Ibarra justo antes de finalizar la parte iniciar niveló la balanza para los rojiblancos, y al minuto 60, Fernando Morientes clavó el del empate que significó el boleto a la final en Gelrsenkirchen, Alemania.

Resultado de imagen para monaco vs chelsea 2004
Morientes fue pieza determinante en todo el campeonato

Llegaba el momento para tocar la gloria europea en una final inédita contra el Porto, que venía de ser campeón de la Copa UEFA y estaba comandado por un jóven José Mourinho que poco a poco se asomaba a la élite mundial. El entrenador portugués terminó por ganarle la partida a Didier Deschamps con un contundente 3-0. Carlos Alberto, Deco y Alinchev se encargaron de fulminar las esperanzas monegascas por levantar su primera Champions en su historia.

Resultado de imagen para as monaco 2004
La delantera rojiblanca fue detenida en Gelsenkirchen

Tras esta final, Guily, junto con Deco, fueron adquiridos por el FC Barcelona y juntos ganarían la Champions un par de años más tarde; Morientes regresó al Real Madrid y Pršo se marcharía a Escocia para enfundarse con la playera del Rangers; mientras que Hugo Ibarra, curiosamente propiedad del Porto, fue cedido nuevamente por los portugueses, ahora al Espanyol de Barcelona.

Trece años después y ahora bajo los pies de Radamel Falcao y Kylian Mbappé, AS Mónaco querrá repetir esa hazaña, pero la Vecchia Signora de Italia tendrá la última palabra.