El día de hoy el Bayern Munchen logró una victoria de último minuto ante el Manchester City gracias a una gran anotación de Jerome Boateng, la cual  provocó que la afición del Bayern estallara en júbilo y no sólo eso, sino que también provocó una reacción inusual en Pep Guardiola, técnico del equipo, quien celebró muy efusivamente la conquista de su equipo.

Con esta anotación el Bayern logró sus primeros 3 puntos en la presente edición, pero más allá de la victoria, del clavadazo de Robben, del golazo de Boateng, lo que destacamos es la forma de Pep de celebrar el triunfo, pues no sólo empujó a su jugador, sino que también le dio unas cachetadas, zapes y estuvo cerca de ahorcarlo.

¿Qué te pareció  la reacción Pep Guardiola tras el gol de Boateng?

Lee también   Kyle Walker hizo un nuevo "Dele Challenge" burlándose del creador